Megan Fox: "No soy un androide"

Aunque pueda parecer de otro planeta, la sensual Megan Fox confesó al portal de cine Moviefone que quiere parecer más humana.

En la entrevista, Fox, de 25 años, asegura que siente que la gente la ve como a una “chica de calendario”, y añade, “siento que las personas creen que soy casi como un robot —como un androide (…) realmente no se me retrata como alguien que tiene sentimientos o es compasiva (…), como si fuera una reina de hielo narcisista”.

En películas como Diabólica Tentación (Jennifer’s Body) o Transformers, representa a personajes que “no necesariamente tienen conexión (con la gente)”. Como dice Fox, no “necesariamente hay personas reales como esas —con los labios brillantes en medio del desierto”.

La actriz quiere luchar contra esa imagen, y dice que intenta encontrar papeles que sean “más humanos”, como su personaje en la comedia de próximo estreno Friends with Kids.

Fox explica que Mary Jane, su personaje, es un poco más cálida que, digamos el de Transformers. Por una cosa, ella no es una “imbécil o una idiota”.¡Es un buen comienzo!

“Me encanta trabajar en los sets de las comedias”, dijo Fox sobre la experiencia. “Son las experiencias más maravillosas y son personas simpáticas, amables y divertidas”.

Además de rehabilitar su imagen, la actriz señaló otro beneficio de hacer comedia: gracias a su trabajo en Friends with Kids, el productor Judd Apatow, expresó su interés en contratarla para una película.