Megaupload: ¿Un sitio para alojar archivos o un refugio de piratas digitales?
21 enero 2012
11:35 AM ET

Megaupload: ¿Un sitio para alojar archivos o un refugio de piratas digitales?

(CNN) — Megaupload, el sitio web para compartir archivos que cerró el gobierno de Estados Unidos el jueves, es una herramienta de alojamiento; ahora, se encuentra acusada de ser un refugio en línea para los piratas digitales.

Muchas personas no conocieron esta página. Sin embargo, para millones, el sitio con sede en Hong Kong que empezó hace seis años era una manera fácil y rápida de almacenar archivos enormes en un locker digital, para compartirlos con sus amigos o colegas.

En varios puntos de su historia, Megaupload estuvo entre los sitios web más populares del mundo.

Y alguna vez contó con el apoyo de algunas celebridades. Un video (muy extraño) en YouTube muestra a Kanye West, Kim Kardashian, P. Diddy y a otros famosos expresando su apoyo al sitio, en una publicidad al estilo de un video musical.

Pero esta página ha sido acusada por mucho tiempo de permitir que archivos ilegales pasen a través de sus servidores.

"Megaupload siempre estuvo (destinado) a ser clausurado, publicaciones flagrantes de material con derecho de autor", escribió Jonathan Riggal, editor de una página web en Barcelona, en TorrentFreak, un blog dedicado al tema de intercambio de archivos.

"Creo que es grandioso compartir en la red y no me importa si es material con derecho de autor, pero Megaupload y otros sitios parecidos ganan mucho dinero al permitir que la gente vea material pirata. Por supuesto serán blanco ya que violan las leyes flagrantemente".

El abogado estadounidense de megaupload.com niega las acusaciones del gobierno, que condujeron al operativo de cierre del sitio.

"Creemos que las acusaciones carecen de fundamento y Megaupload va a defenderse con vigor contra el caso", dijo el abogado Ira Rothken.

Megaupload, creado en 2005, fue el sitio número 72 entre los más visitados en internet durante los últimos tres meses; su punto más alto ha sido el lugar 13, de acuerdo con la firma de análisis de tráfico de internet Alexa.

El sitio ofrecía "alojamiento de un solo clic", que permitía a los usuarios subir cualquier cosa en su disco duro o en el almacén de la nube en la web.

El servicio da a los usuarios un URL que pueden compartir con otras personas—a menudo en un foro de mensajes en línea o en redes sociales— también permitiéndoles el acceso al archivo.

MegaVideo, el servicio de video del sitio, permitía incluso a los no miembros ver más de una hora de video; MegaPix, por otra parte, servía para almacenar y compartir fotografías de forma similar a Flickr o Photobucket.

Las personas que pagaban una suscripción premium al sitio podían subir y descargar archivos más grandes. Era, por todos lados, un modelo exitoso de negocio.

El Gobierno de Estados Unidos dijo que confiscó 50 millones de dólares en activos y que gran parte de los 175 millones de dólares de ganancias de la página desde 2005 se generaron por violaciones a los derechos de autor.

Como indica Ars Technica, incluso el diseñador gráfico del sitio informó que ganó un millón de dólares el año pasado; entre los siete acusados (incluido el creativo Kim Dotcom) tenían 15 Mercedes Benz, un Maserati, un Rolls-Royce y un Lamborghini. El blog TechCrunch publicó fotos de los activos confiscados, desde automóviles hasta una casa enorme en Nueva Zelanda, en caso de que estés interesado.

Al menos públicamente, el sitio veía mal las cargas ilegales. Contaba con una herramienta para reportar un "abuso", le daba la oportunidad a los dueños de los derechos de autor para que buscaran el contenido ilegal y registrarlo ante bajo la ley Digital Millenium Copyright Act de Estados Unidos, que tiene como objetivo combatir la piratería.

Los dueños del sitio han negado cualquier delito con respecto a las violaciones a los derechos de autor y su abogado dijo que el sitio fue clausurado injustamente antes de que se les permitiera a sus propietarios enfrentar los cargos en su contra.

Pero el Departamento de Justicia dice que los esfuerzos contra robo eran una fachada, que los empleados de Megaupload sabían que permitían la piratería y dificultaban a la gente externa la búsqueda de material ilegal en el sitio.

En un muestreo no oficial de los lectores de CNN Tech en Twitter, muchos reconocieron rápidamente que usaban el sitio para ver series de televisión o películas. Otros citaron usos más legítimos y algunos dijeron que perdieron contenido legal —por no decir dinero— después de la ofensiva del gobierno.

Seng Ung, de Boston, dijo que recientemente pagó cerca de 260 dólares por la membresía permanente, para poder almacenar archivos antiguos de su infancia y de su universidad. No los perdió, pero ahora no obtuvo nada a cambio de su pago, dijo.

Los desarrolladores de código abierto, Linux y el software Homebrew, dicen que usaban el sitio para subir los proyectos en los que trabajaban juntos. También músicos dijeron que almacenaron canciones para proyectos en los que colaboraban. Una usuaria comentó que lo usaba para compartir archivos muy grandes de fotografías, demasiado pesados para enviar por correo electrónico.

"El FBI cerró a Megaupload (…) era la única (persona) que lo usaba para archivos de trabajo?", escribió en Twitter Nina Andrade. "¡Sólo regrésenme mis archivos!".

Estos cargos llegan en un contexto en que la piratería en línea es un tema candente. La nueva legislación ante el Congreso de Estados Unidos —que podría atacar la piratería, pero según los críticos, también podnría en peligro la libertad de expresión en línea— se frenó por lo menos temporalmente, después de una enorme protesta en línea esta semana.

Algunas personas en línea dijeron que la acción en contra de Megaupload, un día después de que Wikipedia y otros sitios 'se vistieran' de negro como protesta por la legislación pendiente, fue simbólica en gran medida, señalando a un sitio, mientras los más grandes todavía prosperan.

Este viernes, con un par de clics rápidos en un algunos sitios muy conocidos para compartir archivos, CNN pudo ver que la discografía completa de Metallica, todos los episodios de Doctor Who de las últimas seis temporadas y la película épica de Steven Spielberg, Caballo de Guerra, que actualmente se encuentra en las salas de cine, podían ser descargadas por cualquier persona que buscara esos archivos.

Nota del editor: Time Warner, empresa matriz de CNN, está a favor de esta legislación.