El gobierno sirio teme que EE.UU. lo acuse de utilizar armas químicas
10 diciembre 2012
12:05 PM ET

El gobierno sirio teme que EE.UU. lo acuse de utilizar armas químicas

(CNN) — Siria afirmó en dos cartas enviadas a la ONU que Estados Unidos podría estar intentando culparlos de utilizar armas químicas, informó este lunes la prensa estatal.

Las cartas, enviadas al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon y al presidente del Consejo de Seguridad, repitió la afirmación hecha por Damasco de que no utilizará armas químicas, si estuviera en poder de ellas, en la actual violencia.

El envío de las cartas del gobierno del presidente Bachar al Asad ocurre luego de conocer en días recientes reportes que indican que Siria al parecer se prepara para utilizar armas químicas. Estados Unidos y otras naciones han advertido que el uso de ese tipo de armas cruzaría una “línea roja” lo que causaría una respuesta internacional inmediata.

“La administración estadounidense ha trabajado consistentemente durante el año pasado en lanzar una campaña de alegatos sobre la posibilidad de que Siria utilice armas químicas durante la actual crisis”, escribió el ministerio de Exteriores en las cartas, de acuerdo con la agencia estatal SANA.

Las cartas, que fueron entregadas este sábado, citaron recientes reportes de prensa sobre la posibilidad del uso de dichas armas, según SANA.

“Lo que causa preocupaciones sobre estas noticias que circulan en los medios es nuestro serio temor de que algunos de los países que apoyan al terrorismo y a terroristas puedan darles armas químicas a grupos terroristas armados y afirmar que fue el gobierno sirio es el que las utilizó”, se afirma en las cartas.

Estados Unidos y algunos países aliados están utilizando a contratistas para entrenar a rebeldes sirios sobre cómo asegurar los depósitos de armas químicas, según un alto funcionario estadounidense y varios diplomáticos.

El entrenamiento se realiza en Jordania y Turquía e incluye cómo monitorear y asegurar los depósitos y cómo manejar los sitios de armas y materiales, de acuerdo con los funcionarios.

Algunos de los contratistas están en Siria junto a rebeldes para monitorear algunos de los sitios, según un funcionario. La nacionalidad de los entrenadores no se dio a conocer, aunque funcionarios desestimaron la noción de que todos son estadounidenses.

Elise Labott y Samira Said contribuyeron con este reporte.


Secciones: Estados Unidos • Mundo • Siria