31 diciembre 2012
01:34 PM ET

¿Qué es y cómo se trata un coágulo, como el detectado a Clinton?

(CNN) — La secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, fue hospitalizada el domingo después de que los médicos le encontraran un coágulo sanguíneo durante una revisión médica relacionada con una conmoción cerebral que sufrió este mes, según su vocero.

Se espera que Clinton permanezca en el Hospital New York Presbyterian las próximas 48 horas para que los médicos puedan monitorear su situación y tratarla con anticoagulantes, dijo Philippe Reines, asistente de la secretaria de Estado.

“Sus médicos continuarán evaluando su estado, incluyendo otros asuntos relacionados con su conmoción”, dijo Reines. “Ellos determinarán si se necesitan otros procedimientos”.

Reines no especificó dónde le fue descubierto el coágulo.

Clinton, de 65 años, padeció un virus estomacal en días previos, cuando se desmayó debido a la deshidratación, lo que le ocasionó la conmoción.

Los coágulos “son agrupaciones de células sanguíneas que ocurren cuando la sangre se endurece, pasando de líquida a sólida”, según los Institutos de Salud en Estados Unidos (NIH, por sus siglas en inglés).

Éstos pueden formarse dentro de las venas, arterias, e incluso dentro del corazón. “Un bloqueo en la vena usualmente ocasiona acumulación de fluidos e hinchazón”, según la página de internet del NIH. Una de las potenciales amenazas es que algunas veces el “coágulo puede desprenderse y viajar de un lugar del cuerpo a otro”.

En otras ocasiones “puede bloquear parcial o completamente” la circulación de la sangre en un vaso sanguíneo. Si un coágulo bloquea una arteria, puede “evitar que el oxigeno llegue a los tejidos de esa área”, según NIH.

Si no es “tratada a tiempo, puede ocasionar daños en el tejido o la muerte”.

El médico Sanjay Gupta, corresponsal médico en jefe de CNN, dijo que el hecho de que Clinton esté siendo tratada con anticoagulantes, da pistas de dónde puede estar el coágulo.

Los anticoagulantes son drogas que evitan la formación de coágulos en las venas del corazón y arterias, según la Asociación Americana del Corazón. Los anticoagulantes también previenen que los coágulos crezcan.

“Creo que es poco probable que se trate de un coágulo alrededor de él, simplemente porque los coágulos de sangre en el cerebro no se tratan de esa forma”, dijo Gupta. “Eso empeoraría el sangrado”.

Clinton pasó la Navidad con su familia, la semana pasada, después de trabajar desde casa.

La secretaria tenía previsto regresar a trabajar en el Departamento de Estado esta semana, después de haber estado apartada por las últimas tres semanas. Su enfermedad la obligó a faltar el pasado 20 de diciembre a testificar ante el Comité de Relaciones Exteriores, sobre el mortal ataque al Consulado estadounidense en Bengasi, Libia. Los subsecretarios Thomas Nides y Bill Burns comparecieron en su lugar.

El problema médico de Clinton se presenta al mismo tiempo en termina sus ocupadas labores como secretaria de Estado, durante el cual acumuló más de 400 días de viaje y más de un millón y medio de kilómetros. Planea abandonar el puesto cuando el senador John Kerry (elegido por el presidente Barack Obama para reemplazarla) sea confirmado por el Senado.

Jessica Yellin, corresponsal de la Casa Blanca, contribuyó con este reporte

Temas: ,
Secciones: Estados Unidos • Noticias • Salud