Un hombre es acusado de proferir un insulto racista y golpear a un bebé durante un vuelo
Joe Rickey Hundley, en una foto antes de su arresto, fue acusado de golpear a un menor de edad.
17 febrero 2013
11:25 AM ET

Un hombre es acusado de proferir un insulto racista y golpear a un bebé durante un vuelo

Por Michael Martinez y Amanda Watts, CNN

(CNN) – Un hombre de Idaho fue acusado de atacar a un menor después de que presuntamente le dijera un insulto racial y golpeara al niño de 2 años que lloraba en un avión de Delta cuando empezó su descenso a la ciudad de Atlanta, según muestran documentos de la corte.

Al ser contactado por teléfono el viernes, Joe Rickey Hundley de Hayden, Idaho, se negó a darle una declaración a CNN y refirió las preguntas a su abogado, quien no pudo ser contactado.

Delta Air Lines coopera con la investigación federal sobre el altercado entre dos pasajeros, dijo Paul Skrbec, representante de la aerolínea. “Nos disculpamos por cualquier inconveniente que esto causó con los pasajeros a bordo”, dijo.

La madre del niño, Jessica Bennett, de 33 años y residente de Minnesota, le dijo al FBI que ella y su hijo estaban sentados en la fila 38, asiento B, el 8 de febrero en el vuelo 721 de Delta que partió de Minneapolis, según la declaración jurada del agente del FBI presentada en la corte de distrito de Atlanta esta semana.

El niño empezó a llorar por el cambio de altitud, y su madre empezó intentó consolarlo, dijeron los documentos de la corte.

Luego Hundley, quien estaba sentado junto a la madre y al niño, presuntamente le dijo “calla a ese negro” (usando la palabra ‘nigger’, un fuerte insulto racista en Estados Unidos), de acuerdo a los documentos de la corte.

Hundley luego se volteó y abofeteó al niño de 2 años en la cara con su mano abierta, lo que hizo que el infante gritara aún más fuerte, según la declaración jurada.

El bebé sufrió un rasguño debajo de su ojo derecho, dijeron los documentos judiciales.

Otros pasajeros le ayudaron a Bennett, y uno de ellos escuchó el insulto y fue testigo del presunto ataque. El vuelo aterrizó en el Aeropuerto Internacional Hartsfield Jackson de Atlanta.

El cargo de ataque simple contra alguien menor de 16 años da una sentencia de un año en prisión, dijeron los documentos.

Desde entonces Hundley ha estado suspendido de su trabajo mientras se espera el resultado de la investigación.

“Entendemos que las autoridades están investigando el comportamiento reciente de uno de nuestros ejecutivos de negocio mientras hacía un viaje personal. Las acusaciones son perturbadoras y contradictorias con nuestros valores”, dijo Al Haase, presidente y CEO de la compañía AGC Aerospace & Defense.

En 2007, Hundley se declaró culpable de un delito menor en Virginia, muestran documentos judiciales.

Temas:
Secciones: Noticias