Imprime tu propio robot de tamaño real por menos de 1.000 dólares
19 febrero 2013
03:17 PM ET

Imprime tu propio robot de tamaño real por menos de 1.000 dólares

Por George Webster, CNN

(CNN) — “Es casi tan difícil como ensamblar un armario de IKEA”, dice Gael Langevin, pero no habla de un mueble. El escultor francés de 41 años se refiere a su robot de acceso libre impreso en 3D.

Cualquier persona que cuente con una impresora 3D, unos cuantos motores, una placa de circuitos barata y 800 dólares puede fabricar la máquina de Langevin, conocida como InMoov.

Langevin desarrolló el InMoov durante sus ratos libres desde principios de 2012 y enfatiza que sigue siendo una obra en proceso. Hasta ahora, el robot tiene cabeza, brazos y manos y está cerca de terminar el torso.

Cuando termina cada parte del cuerpo, Langevin comparte los archivos con las instrucciones para imprimirlo y ensamblarlo en blog.

“También publiqué algunas instrucciones de programación: puedes hacer que reaccione a comandos de voz (...) Puede sujetar cosas, inclinar la cabeza y mover los brazos de varias formas… cuando empiece a construir las piernas, entonces las cosas se pondrán realmente interesantes”, dijo Langevin.

El proyecto empezó cuando se le encargó el diseño de una prótesis de mano para una fotografía comercial. Langevin había llevado a casa recientemente una impresora 3D para jugar, así que pensó que “sería una buena forma de probarla”, recuerda.

Aunque confiesa ser un “novato de la programación”, Langevin aprendió a usar Arduino, un microcontrolador muy barato y cada vez más popular para lograr que su prótesis se moviera.

Publicó el diseño de la extremidad sin cuerpo en Thingiverse, un sitio para compartir archivos de diseño digital, y recibió muchas respuestas entusiastas. Los usuarios empezaron a imprimir y a construir sus propias versiones y querían ver más. Así que Langevin los complació.

“Cada parte es lo suficientemente pequeña como para imprimirla con la gama más barata de impresoras 3D disponible al público en general”, dice, y señala que la mayoría de los robots acerca de los que lees son prohibitivamente caros y “algo feos”.

A pesar de la apariencia de ciencia ficción, la visión que Langevin tiene del robot InMoov es notablemente ingeniosa.

“Es algo que puedes hacer con la familia durante el fin de semana(...) Cuando mi hija era muy pequeña, dijo que quería construir un avión y otras cosas increíbles… Este robot te demuestra que puedes construir cualquier cosa que quieras”, dijo.


Secciones: Gadgets • Tecnología