EE.UU. dice que las amenazas de Corea del Norte son "retórica belicista"
30 marzo 2013
01:09 PM ET

EE.UU. dice que las amenazas de Corea del Norte son "retórica belicista"

(CNN) – La retórica amenazante de Corea del Norte subió de tono en las últimas horas, pero el Pentágono y el gobierno de Corea del Sur dicen que no es nuevo.

"En este punto no hay ninguna indicación de que se trate de algo más que de una retórica belicista", dijo un alto funcionario de Defensa de Washington que no está autorizado a hablar con los medios y pidió no ser identificado

El Consejo de Seguridad Nacional (NSC, por sus siglas en inglés) —que asesora al presidente de Estados Unidos en los asuntos de guerra— llegó a una conclusión similar. Washington considera que las declaraciones de Corea del Norte "no son constructivas" y se toma en serio las amenazas.

"Pero, también señalamos que Corea del Norte tiene una larga historia de retórica belicosa y amenazas, y el anuncio de hoy sigue ese patrón familiar", dijo Caitlin Hayden, vocera del NSC.

El gobierno estadounidense ha dicho que seguirá mejorando su capacidad frente a cualquier amenaza militar de Corea del Norte, incluidos planes de desplegar sistemas de defensa antimisiles.

La retórica de Corea del Norte

La máquina propagandística del gobierno de Pyongyang lanzó nuevos insultos contra de Estados Unidos este sábado.

Comparó a Estados Unidos con una "calabaza hervida" incapaz de resistir un ataque de un rival extranjero. Corea del Norte, por su parte, podría resistir una ofensiva externa, de acuerdo con un reporte de la Agencia Central de Noticias Coreana.

La propaganda indicó que el gobierno cuenta con refugios en todo el país "en contra de cualquier enemigo nuclear o un ataque con armas químicas".

La retórica de los norcoreanos ha generado tensiones en medio de los ejercicios militares conjuntos entre Corea del Sur y Estados Unidos.

Dichas maniobras de rutina se llevan a cabo luego de un armisticio que puso fin a las hostilidades en 1953. No hay un tratado de paz oficial que haya concluido con la guerra.

El pasado 11 de marzo, 10 días después de que iniciara el operativo surcoreano-estadounidense, el gobierno de Pyongyang declaró inválido el armisticio, algo que ha hecho en el pasado.

Este sábado, Corea del Norte dice que había entrado en un "estado de guerra" con su vecino, reportó este viernes la Agencia Central de Noticias Coreana (KCNA, por sus siglas en inglés).

"La condición, que era ni guerra ni paz, ha terminado; el gobierno de Corea del Norte lo dijo en una declaración especial transmitida por KCNA".

Los reportes de este sábado también señalaron que cualquier conflicto "no se limitará a una guerra local, sino que derivará en una guerra total, una guerra nuclear".

Para el Sur, esto no es nuevo

Corea del Sur aseguró que no considera esta amenaza como un peligro inminente.

El gobierno de Seúl manifestó que su personal había entrado en el complejo industrial Kaesong —una zona de cooperación económica entre las dos Coreas situado en el lado del norte de la frontera— este sábado por la mañana. Cientos más se unirán esta tarde, como una señal de que los negocios siguen de manera regular.

Pero este sábado, Corea del Norte puso en entredicho ese sentido de normalidad al cuestionar el futuro de la cooperación.

"La entrada a la Zona Industrial Kaesong por parte del personal del Sur está en riesgo", reportó KCNA.

El gobierno comunista acusó a Seúl de insultar su dignidad con sus afirmaciones de que Corea del Norte no terminará la cooperación ante el miedo de perder los ingresos que ésta genera.

La declaración de que el gobierno de Pyongyang alista sus misiles tampoco pareció preocuparles a los funcionarios del Sur.

"El anuncio de Corea del Norte no es una amenaza nueva sino que forma parte de las medidas de seguimiento después de la declaración del comandante supremo de Corea del Norte sobre entrar en la máxima alerta militar", indicó este martes un comunicado del Ministerio de Unificación de Corea del Sur.

El fastidio entre los aliados de Pyongyang

La situación tensa ha irritado a los aliados tradicionales de Corea del Norte, Rusia y China. En las últimas semanas, ambos países han pedido control de parte de todos.

Este sábado, el Kremlin repitió su exhorto.

"Moscú espera que todas las partes ejerzan la mayor responsabilidad y el control posible a la luz de las últimas declaraciones de Corea del Norte", pidió el Ministerio de Exteriores, de acuerdo con un reporte de Russia Today.

China, que expresó su frustración por las pruebas nucleares de Pyongyang, también llamó a la calma.

Tensiones desde hace meses

Las tensiones en la península coreana han crecido desde que el Norte llevó a cabo el lanzamiento de un cohete de largo alcance en diciembre, así como pruebas nucleares el mes pasado, ante lo cual la ONU aumentó las sanciones al gobierno.

Pyongyang ha expresado su enojo por el castigo y los ejercicios militares anuales entre EU y Corea del Sur.

Las relaciones deterioradas afectan las esperanzas de las pláticas multilaterales acerca del programa nuclear de Corea del Norte. De hecho, el gobierno norcoreano ha señalado que eso ya no está a discusión.

(Con información de Dayu Zhang, Catherine Shoichet y Greg Botelho)


Secciones: Corea del Norte • Mundo