(CNN) - El expresidente George W. Bush, de 67 años, fue sometido la mañana de este martes a una cirugía en la que le colocaron un stent (una cánula) en el corazón, un día después de que se le detectara un bloqueo en una arteria, informó su oficina.

Un comunicado emitido por el vocero de Bush detalla que el procedimiento fue “realizado exitosamente” sin complicaciones en el Hospital de Salud Presbiteriano  en Dallas, Texas.

“El (ex) presidente Bush tiene el espíritu alto y está ansioso por regresar a casa mañana y reanudar su agenda normal el jueves. Está agradecido con los talentosos médicos profesionales que han cuidado de él”, indicó el comunicado.

El bloqueo fue hallado durante la revisión anual de Bush en la Clínica Cooper en Dallas, el lunes.

“Agradece a su familia, amigos y ciudadanos por sus oraciones y buenos deseos. Y nos exhorta a realizarnos revisiones regulares”, añade.