(CNNMéxico) - Las lluvias torrenciales provocadas por las tormentas Manuel e Ingrid, han dejado al menos 50 muertos y 1. 200.000 afectados.

El número de víctimas en el estado Guerrero, el más afectado, aumentó a 30 la tarde de este lunes, luego que se sumaran seis decesos más en Tecpan, municipio de la región de la Costa Grande de Guerrero, donde también se reportan 25 desaparecidos en el municipio serrano de Blasa Mar.

En el estado de Veracruz, se reportaron 12 víctimas por un derrumbe; tres en Hidalgo, dos en Oaxaca y tres en Puebla, de acuerdo con la conferencia de prensa de funcionarios federales desde la Secretaría de Gobernación.

En todo el país, al menos 1.200.000 personas están afectadas por las lluvias de Ingrid y Manuel, incluidos evacuados y personas que perdieron bienes, según funcionarios de Gobernación.

A las decenas de muertos se suman 238.000 damnificados, en Guerrero, el más afectado por la tormenta Manuel, que junto con Ingrid, por el lado del Atlántico, han causado lluvias torrenciales en varios estados este fin de semana, informó este lunes el coordinador nacional de Protección Civil, Luis Felipe Puente.

Alrededor de las 07:00 horas de este lunes, al tocar tierra en La Pesca, en el sur de Tamaulipas, Ingrid se degradó a tormenta tropical. Los efectos de esta tormenta se verán en las próximas horas, informó el titular de la Comisión Nacional del Agua, David Korenfeld.

Korenfeld especificó que desde 1958 "no le pegan" a México dos fenómenos simultáneos por ambas costas. A Manuel le faltaron tres millas por hora para convertirse en huracán de categoría 1, precisó en la conferencia.

A las 10:00 horas (local), Ingrid se localizó a 80 kilómetros al oeste de La Pesca, Tamaulipas, con vientos máximos sostenidos de 75 kilómetros por hora, informó el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (NHC, por sus siglas en inglés).

Ingrid se mueve al oeste a 13 kilómetros por hora, pero se espera que gire hacia el oeste-suroeste la noche de este lunes y se interne en San Luis Potosí, según el NHC, que espera que la tormenta se disipe este martes.

Ante la magnitud del desastre hidrometereológico, el presidente Enrique Peña Nieto delegó a los integrantes de su gabinete la responsabilidad de coordinar la atención a damnificados por las lluvias en diversas entidades del país.

LEE LA NOTA COMPLETA EN CNNMÉXICO.COM