(CNN Español) - Guadalupe Portillo, originaria de Guadalajara, México, recientemente cumplió 102 años. Y este martes, con el ánimo y la vitalidad intactas, votó en Estados Unidos apoyando a los inmigrantes.

Doña 'Lupita' emigró a EE.UU. en 1982 y se convirtió en ciudadana estadounidense en 2012 a los 100 años de edad.

Si estás viendo esta nota en tu móvil, mira aquí la galería.

"Estoy feliz porque me siento ya de aquí, y de mi país también", dijo tras votar.

'Lupita' decidió salir a votar por primera vez en una elección nacional —pues en junio votó en una elección estatal— y dijo que su principal motivación fue para apoyar a los miles de niños inmigrantes que están llegado al país.

La mujer fue una de los varios latinos que recibieron las 'mañanitas' de un grupo de mariachis que, junto a un organización proinmigrante, recorrieron las calles de varios vecindarios hispanos para motivar la participación en estas elecciones intermedias.

Carlos Portillo, hijo de Guadalupe, dijo sentirse "muy orgulloso" porque "ella nos está poniendo el ejemplo no sol a nosotros sino a mucha gente".

Guadalupe se declara indiferente si llegase al poder un latino. Lo importante, para ella, es que se "den las medidas quien sea, que den las medidas sea latino, sea americano, el que sea".

Hoy doña 'Lupita' está convencida que su voto hizo una diferencia y que cuenta con un gran poder en sus manos.

¿Su secreto para la longevidad y mantenerse sana? Ser positiva.

"Yo no soy nada negativa, solo soy positiva; yo digo se hace eso, y se hace".

Portillo no fue la única centenaria que ejerció su derecho al voto. En Fargo, North Dakota, una mujer de 101 años votó, como lo ha hecho por las últimas ocho décadas. Bea Ihlenfeld dice votar desde los días de Franklin Delano Roosevelt.

Con información de Jaqueline Hurtado