Por Elizabeth Cohen y Matthew Stucker, CNN

(CNN) - Lo último que un abogado esperaría recibir en una declaración es un cerebro, pero eso es lo que el hombre afirmó estar entregando.

Un cerebro. En una cubeta.

Tras deslizar la cubeta por la mesa y abrir la tapa, el hombre instó al abogado, Michael Hodges, a que lo tomara. Hodges se negó. La declaración continuó.

Esto pudo haber sido tan solo un momento extraño en la historia judicial de Kansas si no fuera por el hecho de que más o menos un año después, el acusado, Shawn Parcells, terminó jugando un papel decisivo en el caso de Michael Brown, quien fue herido de muerte por un oficial de policía de Ferguson, Missouri en agosto.

¿Cuántas veces le dispararon a Michael Brown?

La autopsia privada no es concluyente  

En agosto, Parcells se convirtió, de la noche a la mañana, en una estrella de los medios, cuando ayudó en una autopsia encargada por la familia Brown. Apareció una y otra vez en importantes medios de comunicación como un experto en patología forense. Dijo que en el transcurso de los años, ha testificado en la corte docenas de veces en varios estados.

Pero una investigación de CNN que incluyó entrevistas con abogados, policías y médicos sugiere que Parcells no es el experto que parece ser.

Y entregarle a un abogado un cerebro en una cubeta no es la única cosa inusual que ha hecho.

Sin firma... y un sospechoso queda en libertad  

En 2012, Parcells Regional Forensic Services fue la empresa contratada por el condado de Andrew, Missouri, para realizarle una autopsia a Robert Forrester, de 74 años, quien los médicos dijeron, murió a causa de un derrame cerebral. La policía sospechaba que se trataba de un homicidio sin premeditación.

Dos días antes de la muerte de Forrester, él le dijo a los oficiales que su nieto, Bobby Forrester, de 23 años, lo había golpeado en la cara y "me dejó tirado en el m*** piso".

Parcells dijo a CNN que realizó la autopsia de Forrester sin la presencia de un médico.

En la primera página del informe de la autopsia, se puede leer que "este informe final de la autopsia ha sido revisado y firmado por:" y abajo está el espacio destinado a las firmas del patólogo Edward R. Friedlander, MD, y de Parcells.

De acuerdo al informe del incidente realizado por el sheriff, el forense del condado "informó que había sido contactado por un médico que le notificó que él no asistió a esta autopsia ni firmó el informe en el que figura su nombre".

Friedlander se negó a hablar del caso con CNN.

Parcells dijo que incluyó a Friedlander por error en la primera página del informe, y que el informe de la autopsia en realidad fue hecho por el Dr. George Vandermark, cuyo nombre aparece en la siguiente página; sin embargo, Vandermark le dijo a CNN que no tuvo nada que ver con la autopsia de Forrester.

El informe nunca fue firmado. Según el condado, al no contar con un informe de autopsia válido firmado por un doctor, la causa de muerte no puede ser determinada oficialmente y nadie puede ser procesado.

La policía llevó a Bobby Forrester, quien tiene antecedentes de enfermedad psiquiátrica, al hospital para realizarle una evaluación de salud mental de cuatro días. Después de las pruebas, Bobby Forrester fue dado de alta del hospital.

Nueve meses después, Forrester agredió a su abuela, a quien encontraron sangrando en el suelo con los ojos morados e hinchados. Ahora está cumpliendo una sentencia de cuatro años por agresión.

Parcells insiste en que la investigación de la muerte de Robert Forrester estuvo "condenada al fracaso desde el principio", debido a que el cuerpo fue embalsamado antes de la autopsia y porque el departamento del sheriff nunca entregó los registros necesarios para completar el informe de la autopsia.

La oficina del sheriff dice que Parcells nunca pidió tales registros.

¿Quién es Shawn Parcells?  

Parcells, originario de Kansas, dice que se interesó en la muerte a la edad de 12 años cuando su abuelo falleció.

"En realidad empecé a hacer autopsias en mi tercer año de la escuela secundaria", dijo. "Lo he estado haciendo por mucho tiempo. Me encanta".

Justo después de la escuela secundaria, Michael Baden, un patólogo de renombre, realizó una visita a Kansas. Parcells se tomó una foto con él.

Para cuando entró a la universidad, dijo Parcells, le enseñaba a los residentes de primer año cómo hacer autopsias. El periódico del campus, The Kansas State Collegian, escribió un artículo sobre él en 1999 titulado "Curiosidad morbosa".

Sacó una licenciatura en ciencias de la vida en Kansas State en 2003 y dijo que inmediatamente lo aceptaron en una escuela de medicina en el Caribe, pero su esposa quedó embarazada y él quería que recibiera atención en los Estados Unidos, así que no asistió.

Anteriormente este año, la página de LinkedIn de Parcells decía que esperaba empezar a estudiar medicina en International University of the Health Sciences en el Caribe, a partir de septiembre de 2014. Más adelante, se cambió la fecha para 2015.

Cuando CNN visitó a Parcells en su casa de Overland Park, Kansas, nos mostró una foto en la que aparece en el escenario de lo que aparentemente es una ceremonia de graduación en New York Chiropractic College.

"Estudié una maestría en anatomía y fisiología, con correlación clínica", dijo.

Ante la pregunta de dónde estaba su diploma, respondió que estaba en camino. "Ya llegará", dijo. "Te lo envían por correo".

Al día siguiente, en otra entrevista en cámara, la conversación fue asi:

CNN: Entonces, respecto a esa maestría en Nueva York, ¿tienes ese título?

Parcells: Sí, lo tendré el próximo mes.

CNN: No me refiero al papel. A lo que me refiero es, ¿te han otorgado ese título?

Parcells: Sí, así será. El próximo mes.

CNN: Ahora mismo, mientras hablamos, ¿tienes ese título?

Parcells: No, no lo tengo.

Parcells no afirma tener una autorización o certificación específica para hacer el trabajo que hace. Él sabe cómo hacer autopsias gracias a la "capacitación práctica", al observar a patólogos y ayudarlos en varias morgues, dijo. Algunas veces le han pagado por su trabajo y otras no, añadió.

"Para sacar órganos y abrir un cuerpo no necesitas ser patólogo", dijo. "Ven a una autopsia. Creo que cuando veas lo que hago, te darás cuenta de que no me estoy inventando esto de la nada".

Él sin duda parecía preparado y autorizado el 18 de agosto cuando presentó las conclusiones de la autopsia de Michael Brown en una conferencia de prensa televisada a nivel nacional.

Baden, quien llevó a cabo la autopsia, habló primero y luego presentó a Parcells, y su comentario fue "él ha sido fundamental en la evaluación de la autopsia".

"Primero que todo, soy el profesor Shawn Parcells", dijo Parcells mientras se ponía de pie para dirigirse a los reporteros.

En su página de LinkedIn y a CNN, Parcells dijo que es profesor adjunto en Washburn University en Topeka, Kansas; sin embargo, una vocera de la universidad le dijo a CNN que eso no es cierto.

"Parcells no es y nunca ha sido miembro del cuerpo de docentes de la Universidad de Washburn", escribió la vocera Michaela Saunders en un correo electrónico a CNN, añadiendo que en una ocasión, Parcells le habló, sin recibir pago, a dos grupos de estudiantes de enfermería sobre el papel del asistente de un patólogo, dio una presentación en Power Point y respondió a las preguntas de los estudiantes.

'Si quieren pensar que soy doctor, ese es su problema'  

Parcells dice que a veces lleva a cabo procedimientos de autopsia sin que haya un médico presente, y eso es legal siempre que esté bajo la supervisión de un doctor y el doctor firme el informe.

"No estoy estableciendo la causa de muerte, y no estoy haciendo el diagnóstico final", dijo.

Al mismo tiempo en el que Parcells estaba realizando procedimientos de autopsia sin un doctor, su compañía estaba divulgando una carta que decía que él nunca había hecho eso.

Una carta del 5 de marzo de 2012 dirigida "a quien interese" describe "mitos" y "datos" sobre las prácticas de su compañía.

"MITO: nuestros patólogos nunca o rara vez están presentes durante la realización de una autopsia".

"DATO: Durante cada una de las autopsias forenses que se llevan a cabo, el patólogo primario está presente todo el tiempo... SIEMPRE TENEMOS AL PATOLOGO PRIMARIO PRESENTE Y DIRIGIENDO EL EXAMEN DE LA AUTOPSIA".

Parcells dijo a CNN que aunque aparece el membrete de su empresa, fue un médico con el que trabajó, y no él, quien escribió la carta, la cual no fue firmada.

Las leyes en Missouri y Kansas no están completamente claras en relación a si es legal que alguien que no es doctor realice el procedimiento de una autopsia sin que haya un médico presente, pero una cosa es segura: algunos forenses y agencias de seguridad no están de acuerdo con lo que Parcells está haciendo.

Grant Gillett, un sheriff delegado en el condado de Andrew, Missouri, dijo que Parcells les había dicho que era doctor (patólogo, en específico) cuando entró a la funeraria para hacer la autopsia de Forrester.

Dustin Jeffers, quien también era un delegado en aquel entonces, dijo que Parcells se identificó como doctor. El informe del incidente de la oficina del sheriff del condado de Andrew se refiere a él como el "Patólogo Shawn Parcells" y "Dr. Shawn Parcells, patólogo".

Parcells dice que nunca les dijo a los delegados que era doctor.

"Si quieren pensar que soy doctor, ese es su problema", le dijo Parcells a CNN. "Las personas asumen cosas todo el tiempo. Y podrían nunca preguntar. Es malo que asuman y que nunca pregunten. Si quieren pensar que soy médico, bien por ellos".

Funcionarios en otro condado en Missouri presentaron una denuncia ante el Missouri Board of Registration for the Healing Arts cuando se enteraron de que Parcells "había llevado a cabo una autopsia sin que hubiera un patólogo presente". La junta examinó la denuncia sobre la autopsia de 2011 y votó por cerrar el caso.

Los patólogos entrevistados por CNN dicen que les preocupa el hecho de que un hombre que no cuenta con estudios formales en patología esté dando un testimonio en la corte que podría ayudar a poner a personas inocentes en la cárcel o dejar que personas culpables salgan en libertad.

"Sin duda diría que deben hacerse pregunas en relación a cualquier caso en el que él ha participado", dijo Mary Case, la principal examinadora médica del condado de St. Louis.

En cuanto al caso en el que a un abogado le fue entregado un cerebro en una cubeta, una viuda de Kansas que quería saber la causa de la demencia de su esposo demandó a Parcells después de que él le dijo que sacaría el cerebro de su esposo de su cuerpo y lo enviaría a la Escuela de Medicina de Harvard para que fuera analizado.

La viuda, Judy Walker, dijo que le pagó a Parcells 1.250 dólares en 2011, pero nunca recibió un informe de Harvard. Su abogado, Michael Hodges, dijo más o menos tres años después (luego de que se presentara la demanda) que ella recibió un informe de un doctor en Nueva York.

Hodges dijo que no estaba seguro de que el cerebro en la cubeta perteneciera al difunto esposo de Walker, Michael Doris, o si realmente se trataba de un cerebro.

La demandante ahora cree que el cerebro de su esposo ha desaparecido o ha sido destruido", según la denuncia.

Parcells dice que esa es la razón por la que llevó el cerebro del difunto esposo de Walker a la declaración. Y si ella alguna vez lo quiere, dice, está en su laboratorio en Topeka, sano y salvo.