Por Laura Castellanos, para CNN Español

(CNN Español) - En Venezuela este fin se semana se estrenó un ballet que relata la vida y obra del fallecido presidente Hugo Chávez. El espectáculo, financiado por el Gobierno, se presentó en una única función el pasado sábado.

“De arañero a Libertador“ hace referencia a la niñez de Chávez desde cuando vendía dulces llamados “arañas“ y hace un recorrido dividido en tres tiempos donde 40 artistas en escena utilizan no sólo el ballet sino también elementos del teatro, el circo y la fotografía.

La obra fue presentada en el principal teatro venezolano, el Teresa Carreño, ubicado en Caracas, y fue presenciado en una única función a seguidores del fallecido presidente.

En una primera parte se recrea a un Chávez niño, que luego entra a la milicia. Un segundo acto muestra a un Chávez ya uniformado que protagoniza un golpe de Estado en contra del para aquél entonces presidente Carlos Andrés Pérez en 1992. Y la tercera parte muestra a un Chávez heroico que vence al "imperialismo" personificado en un gigantesco cocodrilo en escena.

Según contó a CNN en Español la productora María Cecilia Rossell, la obra “es un viaje danzado por la vida de un personaje que empieza siendo un niño que para nosotros es un ‘niño-pueblo’, porque es síntesis de lo que nosotros somos como pueblo, este arañero representa la venezolaneidad y que junto a ese pueblo y a nuestra historia contemporánea y a lo que hemos vivido, termina convirtiendo, por lo menos en nuestra lectura, en el segundo libertador“.

Sin propaganda, pero con financiamiento

Unos 10 grupos de danza y colectivos son representados en los 40 bailarines en escena, muchos de ellos pertenecientes a la Compañía Nacional de Danza.

Sus creadores aseguran que la pieza no busca mitificar la imagen de Hugo Chávez, sino “hacer un genuino homenaje al pueblo, pues Chávez era eso, pueblo“ dice Rossell.

“La idea surgió cuando acudimos al Cuartel de la Montaña (lugar donde fue velado el líder venezolano luego de su muerte el 5 de marzo de 2013 víctima de un cáncer) y pensamos que debía hacerse una alquimia y transformar todo ese dolor en arte“, dijo a CNN una de las bailarinas.

Sin embargo, la obra fue patrocinada por unas seis instituciones del estado, entre las que figuran el Banco Central de Venezuela.

El bailarín de la Compañía Nacional de Danza Jhon Lobo, de 29 años, fue el encargado de personificar al expresidente venezolano.

Un entusiasta público aplaudió la pieza que tuvo una hora de duración. Sin embargo, seguidores de la oposición ven el evento como injustificado y un intento más para mitificar al fallecido mandatario, cuya imagen es una constante en todas las instituciones publicas.

“Él no merece ese homenaje“ reflexiona Yanaritza Peinado, una administradora consultada quien dijo que la situación que vive Venezuela con altos índices de inflación y delincuencia son consecuencia de la gestión de Chávez durante 14 años.

Por su parte, la estudiante Keyla Jiménez aseguró que “hay otras cosas más importantes que enaltecer a un hombre que desunió a este país hay un antes y un después de él y no creo que sea bueno ese antes y después“.