Por Henry Kimball, especial para CNN

(CNN) -
Ahora que la temporada de compra de juguetes está en pleno apogeo, piénsalo dos veces antes de adquirir ciertos artículos que podrían estar en la lista de tu hijo. Un nuevo informe señala que cada vez ocurren más lesiones relacionadas con juguetes.

Un estudio publicado en la última edición de Clinical Pediatrics muestra que el número de lesiones ha aumentado casi un 40% en Estados Unidos, según estadísticas de los servicios de emergencias recopiladas entre 1990 y 2011.

Más de 3 millones de niños fueron tratados en salas de emergencias por lesiones relacionadas con juguetes. Eso significa que en 2011,cada tres minutos se lastimó un niño por esta causa. Más de la mitad de los heridos tenían menos de seis años.

Los juguetes más problemáticos fueron los que se pueden montar, como las patinetas, según los investigadores.

"Sabemos que son estimaciones a la baja", dijo el doctor Gary Smith, principal investigador del estudio y el director del Centro para la Investigación y Políticas de Lesiones en Nationwide Children's Hospital. "Sabemos que esas cifras están aumentando. Por lo tanto, es un llamado a la acción. Hay mucho que hacer para que los juguetes sean más seguros para los niños".

El estudio tiene sus limitaciones. Smith explicó que "solo incluye a los niños que fueron tratados en salas de emergencia de hospitales en Estados Unidos". Es decir, no cuenta con  datos de otro tipo de centros de atención médica ni consultorios de doctores, ni tampoco considera los casos en que no se fue al médico.

Las muertes relacionadas con juguetes tampoco se incluyeron en la base de datos del estudio. La mayoría de lesiones no son tan graves, según las cifras más recientes de la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor.

Smith agrega que, dependiendo de la edad del niño, hay distintos tipos de lesiones. "Los niños más pequeños, menores de 5 años, pasan la mayor parte de su tiempo en casa, así que la principal fuente de lesiones son juguetes que se encuentran dentro del hogar".

En el caso de los niños menores de 3 años, presentan mayor peligro de asfixia por lo que son los juguetes con partes pequeñas los que más preocupan. Otro problema son los juguetes retirados del mercado, por lo que Smith sugiere que visitar de vez en cuando el sitio Recalls.gov para asegurarte de que el juguete que elijas no sea defectuoso.

En cuanto a los adolescentes, las patinetas o "scooters" son una considerable fuente de lesiones. Según los investigadores, con la introducción de la patineta Razor en 1999 estos juguetes livianos, plegables y de dos o tres ruedas se hicieron muy populares e incidieron en el aumento de las lesiones por juguetes.

Si decides comprarle a tu hijo una patineta, Smith sugiere a los padres comprar también un casco. Además, aconseja a los padres hablar con sus hijos para que jueguen lejos del tráfico vehicular. Y si el niño tiene menos de 8 años, siempre debe haber un adulto cuidándolo mientras juega. Estas mismas recomendaciones también están en la web de las patinetas Razor sugiere en su página web. La compañía también sugiere que los niños usen rodilleras y coderas.

¿Conoces algún caso cercano de niños lesionados por un juguete? Cuéntanoslo en los comentarios y así servirá a otros para prevenir posibles daños.