Por Laura Ma, CNN

(CNN) - ¿Alguna vez has reservado una habitación de un hotel basándote únicamente en su piscina?

Podrías hacerlo luego de ver estas 14 bellezas, las cuales fueron seleccionadas en una lista reciente recopilada por TripAdvisor.com.

Si estás viendo esta nota en tu móvil, mira aquí la galería.

Estos impresionantes cuerpos de agua merecen una reservación por sí mismos, independientemente de si se encuentran sobre un mar de caos urbano en la parte superior de un rascacielos, si aparentemente se mezclan con las aguas azul celeste del océano, o si están rodeados por montañas nevadas.

The Sarojin (Khao Lak, Tailandia)  

Por supuesto, puedes hacer un viaje de aventuras con champaña incluida y cenar en una isla desierta, por cortesía de los "imagineers" del hotel Sarojin, quienes personalizan estancias para los huéspedes.

Pero querrás hacer tiempo para la increíble piscina infinita de este complejo en Khao Lak.

Rodeada de palmeras y con vistas a las aguas turquesa del mar de Andaman, el hotel ofrece islas pabellones con sus propias tumbonas y techos desmontables.

Velassaru Maldives (Maldivas)

En el minimalista hotel Velassaru Maldivas, lo más importante es la relajación.

La piscina infinita frente al mar del hotel cuenta con un suave piso inclinado que emula la sensación de entrar al océano desde la playa.

Si buscas una mayor privacidad, ciertas villas tienen piscinas de gran tamaño con vistas al mar.

Los mayordomos privados se aseguran de que las bebidas nunca estén lejos de tu alcance.

Boscolo Milano (Milán, Italia)  

No solo se encuentra el hotel Boscolo Milano en una de las ciudades más modernas del mundo, sino que está ubicado en el elegante distrito Quadrilatero d'Oro.

Naturalmente, incluso la piscina interior tiene que ser elegante.

Las paredes con esferas de espejos reflejan el color turquesa de la piscina y la envolvente iluminación ambiental.

El tema caleidoscópico persiste a lo largo de las salas de spa y tratamiento.

InterContinental Dubai Festival City (Dubái, Emiratos Árabes Unidos)  

Esta piscina te lleva al límite. Literalmente.

La piscina de 25 metros del InterContinental Dubai Festival City sobresale del cuarto piso del hotel, lo que quiere decir que puedes ver la calle de abajo a través de su fondo de cristal.

¿Te sientes aturdido después de nadar?   Para ayudar a recuperarte, la terraza y el spa se encuentran en el piso de arriba, junto a un bar.

Delamore Lodge (Isla Waiheke, Nueva Zelanda)  

El diseño del Delamore Lodge de la isla de Waiheke está inspirado en el Mediterráneo y en el arte indígena de Nueva Zelanda.

Se trata de un hotel boutique que está construido en la forma de un tradicional anzuelo maorí.

La piscina infinita climatizada es la atracción principal. Debido a que fue construida sobre un acantilado, ofrece vistas impresionantes de la bahía Owhaneke.

Al Bustan Palace, un hotel Ritz-Carlton (Mascate, Omán)  

Este complejo cuenta con arquitectura árabe y sus amplias instalaciones incluyen una playa privada de 0,8 kilómetros de largo.

Cuando te canses de sacudirte la arena de tu traje de baño, tienes cinco piscinas para escoger.

La mejor es la piscina principal de 50 metros.

La piscina infinita con temperatura controlada está situada al borde de la playa y está rodeada de palmeras.

Grand Wailea, un complejo turístico de Waldorf Astoria (Maui, Hawái)  

La piscina Hibiscus del Grand Wailea es un oasis tranquilo, solo para adultos, y cuenta con dos jacuzzis.

Claro, es agradable.

Pero la diversión no empieza sino hasta que llegas a la piscina de actividades Wailea Canyon.

El complejo en realidad está compuesto por nueve piscinas en seis niveles distintos, conectadas por un río.

Entre sus mejores características, Wailea Canyon incluye un veloz tobogán de aguas bravas, una piscina de Tarzán con un columpio de cuerda, un bar en la piscina y el primer ascensor de agua, en el que el agua llena un silo y empuja un tubo inflable gigante hasta la cima.

Four Seasons Shanghai en Pudong  

Las piscinas infinitas no están limitadas a excelentes lugares en el exterior.

El hotel Four Seasons Shanghai Pudong ofrece una piscina infinita de 18 metros con grandes ventanas en el piso 41 del hotel.

La piscina interior tiene vista a Century Avenue, donde se encuentran tres (pronto serán cuatro) de los edificios más icónicos de China.

Si quieres pasar algo de tiempo a solas con la vista, la piscina puede ser exclusivamente tuya después de las once de la noche para nadar por tu cuenta, o para un grupo privado. Es necesario reservarla por adelantado.

The Springs Resort and Spa (Costa Rica)  

Situado en el Parque Nacional Volcán Arenal de Costa Rica, las 18 piscinas de agua mineral del Springs Resort and Spa se alimentan de las fuentes termales de la zona.

Con temperaturas que oscilan entre los 28 y los 39 grados centígrados, las piscinas de diseño libre ofrecen de todo, desde fuertes cascadas hasta tranquilas experiencias forestales.

El complejo prueba regularmente sus manantiales para asegurarse de que los huéspedes tengan una experiencia ideal al nadar en ellos.

Los valles de los alrededores ofrecen caminatas asombrosas pero extenuantes, lo que hace que un chapuzón nocturno sea de lo más gratificante.

Grand Hotel Tremezzo (Tremezzo, Italia)  

Ubicado en el lago de Como, el Grand Hotel Tremezzo tiene tres piscinas: la piscina de las flores, la piscina infinita "T Spa" y la piscina "Agua sobre agua".

Esta última es exactamente lo que parece: una piscina flotante que se balancea en la superficie del lago de Como.

Lo único mejor que nadar en ella es admirar el brillante contraste de la piscina turquesa contra el lago azul profundo desde la sala del spa.

Perivolas (Oia, Grecia)  

El hotel Perivolas está diseñado para el descanso y la relajación, en un lugar muy alejado de la multitud que llama la atención al tomarse selfies.

El hotel fue construido dentro de los acantilados circulares; sus jardines en terraza conducen a la piscina infinita curva ubicada al borde.

Los colores del hermoso atardecer del Egeo se reflejan en la piscina, mientras las mejores vistas se aprecian desde la orilla del acantilado cercano.

LeCrans Hotel & Spa (Crans-Montana, Suiza)  

Solo porque estés en Suiza en invierno no significa que no te puedas dar un chapuzón al aire libre.

La piscina exterior climatizada del LeCrans Hotel and Spa tiene vistas impresionantes a los Alpes nevados en los que probablemente acabas de esquiar.

Al final del día, el restaurante Le Mont Blanc del hotel estilo chalet ofrece una gastronomía de vanguardia preparada con productos locales, al igual que una parrillada variada o platillos de un bar-restaurante en la terraza climatizada.

The Cambrian (Adelboden, Suiza)  

La piscina climatizada exterior del Cambrian tiene vista a montañas escarpadas que durante todo el año están cubiertas de nieve.

Si una piscina caliente en un día de invierno no parece ser lo suficientemente increíble, la burbujeante cama para masajes verdaderamente lleva las cosas a otro nivel.

En el verano, las vista de las montañas y las verdes colinas cercanas se reflejan en la piscina para darle un efecto impresionante.

Hotel Hacienda Na Xamena (Ibiza, España)  

Las piscinas escalonadas del Hotel Hacienda en la cima del acantilado Na Xamena ofrecen un panorama espectacular del Mediterráneo.

El circuito exterior de talasoterapia, apodado "Cascadas Suspendidas", ofrece varias picinas climatizadas de agua salada, las cuales están conectadas por cascadas.

Cada piscina cuenta con chorros que te dan masaje desde la cabeza hasta la planta de los pies, relajan los músculos y mejoran la circulación.