(CNN) - Un hecho lamentable enluta a la educación argentina. Un joven de 15 años llamado Francisco se suicidó aparentemente porque no aguantaba la persecución continua de sus compañeros y se lanzó del piso 11 del edificio donde vivía con su madre en el barrio de Nuñez, en Buenos Aires, Argentina.

Los padres del menor recurrieron al colegio para denunciar el caso pero, según afirmaron, no fue una respuesta positiva. Escucha a Javier Miglino, director de Bullying Sin Fronteras, hablar sobre cómo deben enfrentar estos casos padres, hijos y maestros.

La organización que dirige Miglino presta asesoría y atención para las familias cuyos hijos sufren estos casos y desean denunciarlos.