Un plan para que las tiendas dejen de manejar efectivo en Dinamarca es parte de una tendencia más amplia hacia los pagos digitales a lo largo de Escandinavia (CNNMoney).

(CNNMoney) - Un plan para eliminar el efectivo de las compras haría que Dinamarca se convirtiera en el primer país en deshacerse del todo de los billetes y las monedas.

El gobierno danés ha propuesto que la mayoría de tiendas dejen de usar cajas registradoras en enero de 2016.

Los servicios esenciales, tal como los hospitales, farmacias y oficinas postales, aún tendrían que aceptar dinero bajo el plan, el cual está a cierta distancia de convertirse en ley.

Dinamarca, junto a Noruega y Suecia, sus vecinos escandinavos, lidera la tendencia mundial hacia el dinero electrónico.

Los grupos de negocios mencionan beneficios como menores costos de manejo y transporte, una mayor seguridad y una reducción en los intentos por robar efectivo.

Una sociedad sin dinero en efectivo" ya no es una ilusión sino una visión que puede ser llevada a cabo dentro de un marco de tiempo razonable", dijo Michael Busk-Jepsen, director ejecutivo de la Asociación de Banqueros Daneses.

Ahora mismo, todos los minoristas en Dinamarca deben aceptar dinero en efectivo. Pero eso no ha impedido que grandes cantidades de daneses adopten las opciones digitales.

Casi 40% de la población utiliza el sistema MobilePay de Danske Bank, el cual permite que se realicen transferencias monetarias entre personas, al igual que compras en tiendas en línea.

Noruega y Suecia tienen una situación similar.

Los escandinavos utilizan efectivo para menos del 6% de los pagos que realizan. En contraste, más o menos el 47% de los pagos en Estados Unidos aún se hacen con efectivo, según el banco central de Noruega.

En Suecia, incluso puedes usar una tarjeta para comprar periódicos callejeros que venden personas indigentes. El fabricante de lectores de tarjetas iZettle dijo que las ventas de Situation Stockholm han aumentado de golpe tras la introducción de los pagos móviles.

Y una de las figuras más famosas del país, Björn Ulvaeus de Abba, ha declarado abiertamente su apoyo hacia una sociedad sin efectivo.

La tendencia hacia el dinero digital se está acelerando en otros lugares de Europa.

Los pagos que no se hacen con efectivo aumentaron en un 6% en 2013, según datos del Banco Central Europeo. Los pagos que no fueran en efectivo superaron a los que se hicieron con billetes y monedas en el Reino Unido por primera vez el año pasado.

Incluso las Naciones Unidas, junto a la Fundación Bill y Melinda Gates, quiere que las sociedades renuncien al efectivo para realizar más transacciones virtuales. Quiere reducir costos y mejorar la transparencia, y está trabajando con gobiernos y el sector privado para fomentar un mayor uso de pagos electrónicos.

Aun así, una sociedad sin dinero en efectivo no son excelentes noticias para todos. Las transacciones digitales implican cada vez más riesgos de fraudes y seguridad, mientras las personas mayores y los grupos marginados tienen un acceso limitado a las opciones de pago electrónico.

Las cifras más recientes del ECB muestran que el uso fraudulento de tarjetas bancarias está acumulando miles de millones en costos para los consumidores desafortunados.

El total de fraude en tarjetas en Europa alcanzó 1.300 millones de euros (1.400 millones de dólares) en 2012, un aumento de casi el 15% frente al año anterior.