(CNN Español) - En entrevista con Patricia Janiot en Panorama Mundial, el analista internacional Diego Guelar, exembajador de Argentina en Estados Unidos, habló sobre las implicaciones del programa nuclear iraní que Estados Unidos firmó con ese país este martes.

Para Guelar, el punto clave del acuerdo es la verificación tanto de las instalaciones nucleares como de las militares.

"Hay que ver si efectivamente existe la capacidad e los inspectores internacionales de hacer bien esta tarea. Obama dijo que este acuerdo se basaba más en la verificación que en la confianza. Esto es una clasificación muy dura. Negociar con alguien de quién se presume que tiene mala fe no es fácil. Ojalá puedan hacerlo y funcione este acuerdo", dijo el analista.

Para Israel, Estados Unidos cedió demasiado en este acuerdo, y criticaron las medidas qué, según ellos, le darían más campo de acción a Irán.

"No creo que Israel intervenga", dijo Guelar con respecto a la posición de este país.

"Hay que entender al primer ministro de Israel porque él es la primer línea del riesgo frente a las amenazas que durante muchos años ha hecho Irán en forma pública. Un pequeño estado como Israel está muy expuesto. Esperemos que estas advertencia estén compensadas por los mecanismos de verificación".

"La diplomacia es el arte de lo posible. Si yo fuera israelí estaría naturalmente muy nervisoso y preocupado. Ellos están a tipo de escopeta. El menor descontrol de esta situación puede ser fatal para millones de personas que viven en Israel".

Después de casi dos años de tortuosas negociaciones, Irán y las potencias mundiales alcanzaron un acuerdo posiblemente histórico para frenar las actividades nucleares de Teherán.

Diplomáticos de Estados Unidos, el Reino Unido, Francia, China, Rusia y Alemania finalmente han completado un acuerdo con Irán para evitar que desarrolle armas nucleares.

A cambio de ponerle límites a su programa nuclear, se levantarían algunas sanciones económicas a Irán y se le permitiría continuar con un programa nuclear pacífico.