(CNN)– Fue una intensa batalla entre dos criaturas marinas mortales.

Más que algo sacado de la imaginación de Julio Verne, resultó ser una batalla a muerte captada por la cámara del campeón de pesca con arpón en Australia.

Después de un día de pesca, Rich Trippe estaba en su bote dirigiéndose hacia la bahía de Darwin cuando vio algo flotando en el agua.

"Era una gran serpiente marina, pero no logré saber a ciencia cierta qué tipo de serpiente era", le dijo Trippe a CNN este martes. "Su cabeza estaba mordiendo un pez piedra cerca de la zona de la cola y el pez a su vez la estaba mordiendo".

Primer asalto

Las dos criaturas venenosas se mordían mutuamente.

"Sabía que el pez moriría porque la serpiente marina es muy venenosa", dijo Trippe, que ha estado buceando y pescando con arpón desde hace unos 30 años. "Pero también sabía que la serpiente moriría por el veneno del pez si la dejaba ahí".

Entonces el pescador agarró la serpiente justo por debajo de la mandíbula y la forzó a soltar el pez. Los devolvió a ambos al agua.

Trippe dijo que ha tenido experiencia manejando serpientes; ha capturado y retirado varias pitones de su gallinero.

Pero no acabó ahí.

Knock-out
Momentos después de que se alejó del lugar, Trippe dijo que la serpiente nadó hacia el pez –que ahora estaba muerto– y lo devoró.

Tampoco es el primer encuentro cercano que Trippe tiene con criaturas marinas mortales de las profundidades. El mes pasado estaba buceando cuando un mero gigante lo persiguió y se agarró de su arpón, relató el pescador.

Haber salvado a la serpiente es el segundo rescate de este hombre en un mes. Hace algunas semanas ayudó a rescatar a un caballo de carreras que se quedó varado en las aguas de la playa de Mindil, lo que requirió varios intentos usando su barco e intentando guiar al caballo hacia la costa.