Hong Kong (CNN) - En un intento por admirar algunos de los automóviles más apreciados del mundo, Hong Kong vio descender a personas aficionadas a los autos de toda Asia al frente del puerto de la ciudad.

Con una exhibición sobre la historia de los automóviles con un valor de millones de dólares, el Hong Kong Classic –ahora en su segundo año– se ha establecido rápidamente como una de las exhibiciones de autos clásicos de primer nivel de la región.

"Pasamos mucho tiempo investigando colecciones internacionales para mostrar en Hong Kong", dice la co-creadora del evento, Melanie Riach, acerca de la colección de 100 autos y motocicletas clásicas de la exhibición.

"La estrella del espectáculo, el Napier Railton del Museo de Brooklands en Inglaterra, fue la icónica pieza central de este año. ¡Cuando el motor de avión Napier de 24 litros rugió a la vida, la multitud estaba sumamente emocionada! Para nosotros fue increíble verlo".

El vehículo vino por avión exclusivamente para el evento y venía acompañado por una comitiva considerable del personal del Museo de Brooklands.

El director ejecutivo del museo, Allan Winn, un experto en la inimitable historia deportiva del vehículo, clasifica al Napier entre los autos de carreras más exitosos de todos los tiempos. "Todavía mantiene algunos récords internacionales que se remontan a mediados de la década de 1930", explica.

BMW E30 M3

BMW E30 M3

"Es absolutamente único, uno completamente irrepetible y todo es hecho a la medida. Así que, como una entidad completa, sencillamente es algo sumamente especial. Nunca ha ido más lejos de Francia, por lo que esta ha sido una gran oportunidad para exhibir el auto frente a un público muy conocedor en Hong Kong".

Como en todas las exhibiciones de autos de este tamaño y escala, el el clásico estadounidense desplegó su potencial con la inclusión de autos Ford Mustang y Chevrolet Corvette; los autos que varían desde Lotus, Austin-Healey y Triumph rememoraron la era de oro del auto deportivo británico; mientras que las excepcionales marcas BMW y una variedad de ediciones del Porsche 911 se aseguraron de que los alemanes estuvieran bien representados.

Ferrari 365 GT4 'Daytona'

Ferrari 365 GT4 'Daytona'

También estuvieron presentes, los favoritos italianos, Ferrari y Lamborghini. Ferrari, el fabricante de automóviles deportivos de lujo con sede en Maranello, exhibió una amplia colección de modelos de la década de 1960 hasta la década de 1980.

Un paseo por los vastos recintos feriales brindaba la oportunidad de encontrar por casualidad las joyas más extrañas... arrancadas de colecciones privadas y presentadas con detalles sumamente exigentes.

Considerando que los prestigiosos y lujosos sedanes y coupés de la época colonial juegan un papel sumamente importante en la historia de Hong Kong, no fue sorprendente ver la exhibición de una gran cantidad de autos Bentley y Rolls-Royce a lo largo de todo el espectáculo. Sus cantidades limitadas de fabricación y sus armazones especializadas destacaron aún más la rareza de cada modelo.

El hotel Peninsula Hotel Hong Kong, famoso por su enorme flota de modernos Rolls-Royce Phantom, sacó a exhibición su Rolls-Royce Phantom II modelo 1934. El vehículo se ha mantenido en perfecto estado y atrajo un flujo constante de aficionados, con su diseño imponente pero elegante.

Mientras que se escuchaba el estruendo de una cabalgata de autos Ford Mustang –que impregnaban el aire con el olor de abundante combustible sin quemar– era evidente, por la expresión de los rostros de las personas, que esto era de lo que se trataba el Hong Kong Classic.

Esto se ha convertido en una oportunidad para ver, oír, olfatear y empaparse del nirvana del automóvil... una celebración del grandioso tapiz de estilos, diseños, sustancias e innovación en una ciudad a la que usualmente no se le asocia con la cultura automovilística.