(HLN) - ¿Qué recuerdas de tu boda? ¿Fue la mirada en los ojos de tu pareja o las sonrisas de tus amigos y familiares? Lo más posible es que no sea una mar de iPhones y iPads, pero, ya sabes, es el futuro  y hay que preocuparse por eso ahora.

Un indignado fotógrafo de Australia arremetió en un mensaje de Facebook contra los celulares y iPads que la gente usa en las bodas para tomar fotos. Su publicación ya ha sido compartida más de 65.000 veces.

Thomas Stewart se dedica a la fotografía de bodas, y durante una ceremonia tomó una foto que según él ilustra esta tendencia que lo enfurece:

https://www.facebook.com/thomass.stewart.wedding.photographer/photos/a.150012211684544.24041.128448010507631/1089793941039695/?type=3&permPage=1

Lo que pudo haber sido una hermosa imagen del novio esperando a su novia terminó siendo una imagen muy reveladora de lo que pasa en las bodas y otros momentos especiales hoy en día: mientras la novia camina hacia el altar, el novio tuvo que inclinarse hacia la izquierda para poder ver a su futura esposa, pues varios invitados levantaban sus celulares para fotografiar a la novia.

"Ya he tenido suficiente", escribe Stewart en su Facebook. "Quiero hablarles de los invitados que usan celulares y otros dispositivos para tomar fotos en las bodas. Y lo voy a poner en términos sencillos: novias y novios, por favor tengan una ceremonia completamente desconectada", pide el fotógrafo.

Según afirma, eso no solo daña el momento, sino que hace que el trabajo del fotógrafo sea más difícil.

"Imagina que estás en plena ceremonia de tu boda y decides mirar a tus invitados para asegurarte que están compartiendo este momento especial contigo, y que incluso puedan estar llorando lágrimas de alegría. ¿Qué es lo que ves? NADA PORQUE ESTÁN ESCONDIDOS DETRÁS DE SUS TELÉFONOS Y CÁMARAS".

El mensaje de Stewart rápidamente se volvió viral, y aunque la mayoría de los 20.000 comentarios que recibió apoyaban su posición, muchos señalaron los beneficios de tener imágenes instantáneas y afirmaron que en sus propias bodas al fotógrafo se le escaparon algunos momentos que los invitados sí pudieron captar con sus smartphones.