(CNN)– Un joven de 15 años de edad es uno de los cinco acusados ​​de conspiración por planear un ataque terrorista en Sydney, informaron funcionarios australianos.

Los cinco acusados están bajo custodia tras una serie de redadas antiterroristas en toda la ciudad.

Al anunciar los cargos el jueves, la policía australiana dijo que hay cada vez más preocupación por el creciente número de adolescentes radicalizados en el país.

"Nosotros estamos acusando a un chico de 15 años de edad de un delito muy, muy grave. Se trata de un delito que tiene una pena máxima de cadena perpetua. Esto es preocupante no solo para nosotros, que aplicamos la ley, esto debería ser preocupante para todos", dijo Catherine Burn, comisionada adjunta de la policía para operaciones especiales.

El subcomisionado para la seguridad nacional de la Policía Federal Australiana, Michael Phelan, dijo que dos de los sospechosos -un hombre de 20 años y el adolescente- habían sido detenidos durante redadas del jueves, y más tarde acusados de un cargo cada uno de conspiración para llevar a cabo un acto en la preparación de un acto terrorista.

Otros tres hombres, uno de 21 años y dos de 22, ya estaban en custodia y enfrentan el mismo cargo de conspiración.