(CNN)– Las citas de rockeros con modelos son casi un estereotipo en Hollywood.

La supermodelo Iman conoció eso muy bien, y la historia dice que ella no tenía deseos de salir con la más grande de las estrellas de rock, David Bowie, cuando la pareja se conoció en una velada en 1990.

"Yo no quería involucrarme con una estrella de rock", dijo ella en 2011. "De ninguna manera, no era algo sensato, pero David me hizo cambiar de parecer. Él me cortejó".

El cortejo incluyó de todo, desde románticos viajes en bote en el el río Sena en París hasta atar sus zapatos. Y eso inició un matrimonio de décadas de duración ferozmente privado.

La belleza somalí y el músico se casaron en 1992, en Toscana, él con frac y ella con un elegante vestido sin espalda.

La pareja se estableció en una vida de alta sociedad que incluía la música de él y el negocio de belleza de ella, pero siempre con tanta privacidad como les era posible. Iman –quien alguna vez dijo: "Estoy casada con David Jones; David Bowie y David Jones son dos personas totalmente diferentes"– le dijo a la supermodelo Naomi Campbell en 2013 que el evitar el protagonismo era intencional.

"Primero, creo que tienen que estar apasionados el uno por el otro y respetarse mutuamente", dijo Iman cuando le preguntaron sobre el secreto de su matrimonio. "Allí es donde esto empieza. Además, somos muy reservados, por lo que desde el principio decidimos que mantendríamos a la prensa, a los redactores y a todos fuera de nuestra casa".

Por su parte, Bowie le dijo a la revista Hello en el 2000 que al conocer a su futura esposa "se sintió inmediatamente atraído hacia ella y que ese sentimiento lo abarcaba todo".

Él dijo: "En mi cabeza era un hecho que ella sería mi esposa". "En toda mi vida, jamás había buscado algo con tanta pasión. Simplemente supe que ella era para mí".

Bowie tuvo un hijo, el cineasta Duncan Jones, con su primera esposa, Angie. Él e Iman tuvieron una hija en 2000: Alexandria Zahra Jones, conocida como "Lexi". La modelo dijo que en lo que se refería a la crianza de los hijos, "David es moderado, sensible y al mismo tiempo divertido y relajado con Lexi. ¡Yo soy la que impone la disciplina!"

Puesto que tienen casas en Londres y en la isla de Mustique, ellos mantienen su hogar base en Nueva York. Iman ayudó a cuidar de Bowie en 2004 hasta que se recuperó, después de haber sufrido un ataque al corazón a causa de una arteria bloqueada.

A pesar de que conservaron su privacidad (hasta el punto de no permitir que se extendieran fotos de sus lujosas casas), la llegada de las redes sociales ayudó a que la familia compartiera un poco más de su vida.

"Si digo algo sobre David, recibo 1.000 tuits". Si digo algo acerca de mi negocio, solo recibo unos cuantos", le dijo Iman a Campbell. "Mientras más reservados seamos, mejor".

Ellos eran tan reservados que solo unos cuantos sabían del diagnóstico de cáncer de Bowie hasta después de su muerte.

El viernes, dos días antes de su muerte, Iman ayudó a celebrar su cumpleaños número 69 y el lanzamiento de su nuevo álbum, Blackstar, mediante varias publicaciones y republicaciones de fotografías de su esposo.

Una publicación parece ser especialmente conmovedora ahora. Iman publicó una frase: "A veces, nunca sabrás el verdadero valor de un momento hasta que se convierte en un recuerdo".

Rise #imandaily

A post shared by IMAN (@the_real_iman) on

Un día después, ella publicó el sencillo mensaje: "La lucha es real, pero Dios también".

Rise #imandaily

A post shared by IMAN (@the_real_iman) on