(Getty Images)

(CNNExpansión) — Ya terminaron los recalentados, las roscas, los regalos y el acopio de árboles de Navidad. Posiblemente ya viste tu estado de cuenta y notas que sobra mucho mes al final de tu sueldo. Y, por si fuera poco, es lunes. Así se siente el Blue Monday, también conocido como el día más triste del año.

De acuerdo con una fórmula matemática creada en 2005 en Inglaterra por el psicólogo Cliff Arnall, cada tercer lunes de enero es el día en que nos sentimos más miserables. ¿Por qué?  Primero, la temporada navideña se fue y lo único que nos dejó fue la cuesta de enero, hay que retomar a la rutina del trabajo o la escuela, muy posiblemente todavía no se hayan puesto en marcha algunos de los propósitos para este año y es inicio de semana.

Los sentimientos humanos no pueden ser predichos por ecuaciones ordenadas, explicó la periodista experta en mitos de la BBC, Claudia Hammond a la revista Quo.

Por ese motivo no existe una fecha específica para sentirse miserable. Las situaciones particulares de cada persona son las que determinan su estado de ánimo en ciertos días y, aunque una fecha particular puede ligarse a recuerdos de vida, no se determina por un calendario general.

A pesar de que las condiciones externas del llamado Blue Monday pueden detonar un bajón más notorio en el estado de ánimo, no existen estudios que aseguren que es, en efecto, el día más triste del año.

De acuerdo con el Centro Nacional de Información Biotecnológica, existen fluctuaciones estacionales que provocan cambios de humor en las personas, y detalla que se cometen más suicidios durante la primavera y el verano que durante otoño e invierno.

Pero, si de pronto notas que estás más decaído que siempre, algunas organizaciones recomiendan mejorar tu humor con actividades que beneficien a otras personas y generen un cambio en tu rutina diaria.