Mark Zuckerberg dio el mayor salto de todos y por primera vez está en el top 10 en el número 6.

NUEVA YORK (CNNMoney) - Mark Zuckerberg se refirió a las amenazas que los partidarios de ISIS hicieron en su contra la semana pasada.

"Estoy muy preocupado, pero no por el video", le dijo a Mathias Döpfner, director ejecutivo del gigante de los medios alemanes Axel Springer. "Ha habido amenazas peores".

Zuckerberg se reunió con Döpfner mientras estuvo en Berlín la semana pasada. La extensa entrevista fue publicada en Die Welt am Sonntag el domingo.

Un par de días antes de su reunión, un grupo de partidarios de ISIS publicó un video de 25 minutos en el que amenazaban con eliminar a Facebook y a Twitter, así como a sus líderes. El video fue creado en respuesta a los esfuerzos de ambas compañías por detener la actividad terrorista en sus plataformas.

"Si cierras una cuenta, tomaremos 10 a cambio", dice una de las imágenes en el video. "Y pronto tus nombres serán eliminados luego de que borremos tus sitios".

Hace unos años, un extremista pakistaní trató de hacer que sentenciaran a muerte al fundador de Facebook porque la compañía no quería eliminar a un grupo de Facebook que animaba a las personas a hacer dibujos del profeta Mahoma. El acto es ilegal en Pakistán. (Una vocera de Facebook no respondió inmediatamente a las preguntas acerca de cómo se resolvió este asunto).

Zuckerberg ve un tema común en estas dos amenazas. "Creo que el mayor problema es que lo que Facebook quiere hacer en el mundo es darle una voz a las personas y difundir ideas y racionalismo", le dijo a Döpfner.

Combatir el discurso de odio y la actividad terrorista en línea se ha convertido en un problema creciente para las plataformas de redes sociales, especialmente para Facebook y Twitter.

Los extremistas encuentran partidarios en estos grandes foros abiertos, y luego los usan para publicar y distribuir propaganda.

Facebook y Twitter tratan de limitar el alcance de estas redes y materiales al suspender cuentas y eliminar publicaciones. Pero a menudo, sus esfuerzos son lentos en comparación con lo rápido que surgen nuevos problemas.

En Twitter, por ejemplo, muchas cuentas relacionadas con ISIS se establecen con redes de seguidores, grupos de usuarios que se siguen unas a otras llamadas "cuentas enjambre". Cuando cierran una cuenta en la red, las otras permanecen activas y su base de seguidores se mantiene intacta.

El problema de Facebook es su tamaño. Con 1.600 millones de personas en su red cada mes, la compañía tiene cientos de problemas regionales con los que debe lidiar, además de los grandes problemas internacionales como el Estado Islámico.

"Nuestra constante es que queremos dar la mayor voz posible a la mayor cantidad de personas", dijo Zuckerberg en la entrevista. "Trabajamos muy de cerca con gobiernos y organizaciones locales para estar seguros de que estamos aplicando los estándares de la comunidad apropiadamente para las condiciones locales, e identificar y eliminar cuentas de contenido de odio y amenazas".

Por ejemplo, Zuckerberg dice que Facebook ahora elimina el discurso amenazador hacia los inmigrantes en Alemania en medio de tensiones en torno a la crisis de refugiados sirios.

Más cerca de casa, también ha tenido que lidiar con problemas de racismo y libertad de expresión en las oficinas centrales de Facebook.