Una de las imágenes de Joey con su hija, compartidas por su marido Rory en su Blog 'This Life I Live'.

(CNN) - Ella quería vivir lo suficiente para ver el segundo cumpleaños de su hija. Y lo logró.

Pero a Joey Feek, la mitad del dúo de country Joey + Rory, le quedan solo unos pocos días de vida, escribió su marido, Rory Feek.

"Mi esposa lleva dormida desde hace días y su cuerpo se está apagando rápidamente", escribió Feek el lunes en su blog, This Life I Live.

"La enfermera vino de nuevo esta mañana y dijo que lo más probable es que Joey solo esté con nosotros unos días más... a lo sumo".

En los últimos años, la vida de los Feeks ha alternado entre altos y bajos desgarradores.

En 2014, la pareja dio la bienvenida a su hija Indiana -llamada así por el estado natal de Joey-. Indiana fue diagnosticada con síndrome de Down no mucho después de su nacimiento.

Unos meses más tarde, la pareja supo que Joey tenía cáncer de cuello uterino. A pesar de los tratamientos intensivos y las cirugías, el cáncer se extendió a su colon y se convirtió en terminal.

En noviembre, la pareja decidió poner fin a los tratamientos. Sus médicos le dijeron que no había nada más que pudieran hacer por ella. Joey Feek se trasladó a cuidados paliativos en Indiana.

El otoño pasado, Rory Feek escribió acerca de la fuerza de su esposa, a pesar de su confinamiento en la cama.

"No hay un día que pase que no me vea a mí y a su familia a los ojos y diga: "Voy a vencer esto" o "Creo que estoy mejorando", escribió en ese momento.

También compartió imágenes de su esposa pasando tiempo con su hija y bailando con él.

"Hace unos días, en el último día que Joey caminó, la llevé en mis brazos a la sala de estar y una vez más puso su mano en la mía y bailamos", escribió.

A pesar de la enfermedad terminal de Joey, la pareja obtuvo una nominación al Grammy este año por If I Needed You.

En su última entrada en el blog, Rory Feek escribió sobre lo orgulloso que estaba de los logros de su esposa.

"Joey ha hecho todo lo que se propuso hacer... incluso hacia el final, y por pura fuerza de voluntad (y la gracia de Dios), todavía estaba aquí para ver el segundo cumpleaños de nuestra bebé", escribió el lunes.

Lisa Respers France y Tina Burnside contribuyeron con este reporte.