(CNN) - Tres policías y un piloto murieron y otro agente resultó herido el martes en Apatzingán, en el estado mexicano de Michoacán, cuando su helicóptero se estrelló.

Silvano Aureoles, gobernador de Michoacán, tuiteó que el helicóptero estaba apoyando una operación en una zona de difícil acceso terrestre. La operación estaba enfocada en detener a líderes de células criminales.

"No puedo confirmar que haya sido derribado", dijo Aureoles, en entrevista con la televisora Televisa, afiliada de CNN.

Aureoles agregó que una investigación conjunta de las policías estatal y federal está en marcha para determinar la causa del incidente.

Previamente, Aureoles tuiteó que el helicóptero apoyaba una operación en una zona de difícil acceso.

Con información de Marilia Brocchetto y Natalie Gallon