(CNNMoney) - Mientras se apresura a reemplazar millones de smartphones Galaxy Note 7 en todo el mundo, Samsung ideó una forma de evitar que los dispositivos se incendien: actualizar el software.

Samsung señaló que su plan es presentar la semana próxima en Corea del Sur una solución para sus teléfonos Note 7, con la que se evitará que las baterías se carguen a más de 60% de su capacidad.

"Este plan es para la seguridad de los clientes", señaló la empresa en un anuncio en la primera plana del diario coreano Seoul Shinmun. No estaba claro si la actualización de software se extendería a otros países afectados como Estados Unidos y México.

Samsung, el principal fabricante de smartphones en el mundo, llamó a revisión 2,5 millones de teléfonos Note 7 en todo el mundo luego de que varios usuarios se quejaran de que el dispositivo se incendiaba mientras se cargaba.

El riesgo de incendio provocó que las autoridades advirtieran que se debe evitar el uso de los teléfonos en aviones, trenes y autobuses. Durante el fin de semana del 10 de septiembre, Samsung exhortó a los propietarios de teléfonos Note 7 que los apagaran y que los cambiaran por otro modelo diferente lo más pronto posible.

Las inquietudes crecientes sobre el Note 7, uno de los teléfonos insignia de Samsung, provocaron a la empresa pérdidas de miles de millones de dólares en los mercados financieros.

La empresa gigante de aparatos electrónicos se está esforzando por reemplazar los dispositivos Note 7 de los consumidores de todo el mundo. Mientras tanto, ofrece a sus clientes dispositivos de su amplia gama de smartphones.

En Corea del Sur, la empresa señaló que pretende empezar a entregar teléfonos Note 7 "sin problemas de batería" a los clientes a partir del lunes 19 de septiembre. La actualización de software se implementará al día siguiente para los teléfonos que no se han cambiado, según el anuncio publicado en el periódico coreano.

En el anuncio no se mencionaba si la actualización sería automática o si requeriría de la autorización del usuario. Samsung no respondió a una solicitud de información sobre la solución.

En Estados Unidos, la empresa está colaborando con la Comisión de Seguridad para el Consumidor (CPSC, por sus siglas en inglés) para determinar los términos del llamado formal a revisión.

Cuando se le preguntó sobre la actualización de software, un portavoz de Samsung en Estados Unidos dijo que "no se tomarán medidas sin la aprobación de la CPSC".

Con información de Jung-eun Kim y Jill Disis de CNN.