(CNN) - WikiLeaks publicó el lunes 2.000 correos electrónicos que parecen provenir del jefe de campaña de Hillary Clinton, John Podesta.

Este es el segundo hackeo en cuatro días de WikiLeaks, que afirma tener un tesoro de más de 50.000 correos electrónicos de Podesta.

Los correos electrónicos parecen en su mayoría de 2015 y muestran distintas discusiones de política y estrategia entre miembros del personal de Clinton sobre cómo manejar los problemas del día a día y la prensa, incluyendo la publicación del libro Clinton Cash -que denuncia que la ex secretaria de Estado benefició a organizaciones que daban dinero a la Fundación Clinton-, alegando la "nefasta" actividad de la Fundación Clinton. En otro correo, aparece Doug Band, ayudante de Clinton de larga data, refiriéndose a Chelsea Clinton como una "niña mimada".

La campaña de Clinton respondió culpando a la campaña de Trump, después de que el asesor de Trump Jason Miller tuiteó un enlace a la página con los documentos con la frase: "Y aquí vamos".

"Es absolutamente vergonzoso que la campaña de Trump esté alentando la filtración de hoy diseñada por Vladimir Putin para interferir en esta elección", dijo el portavoz de Clinton, Glen Caplin. "El momento muestra que incluso Putin sabe que Trump tuvo un mal fin de semana y un mal debate".

WikiLeaks ha sido relacionada con Rusia, y funcionarios de Seguridad Nacional estadounidenses han acusado a Rusia de tratar de influir en las elecciones de noviembre a través de hackeos altamente coordinados, aunque en el comunicado de WikiLeaks no hay ninguna referencia a Rusia.

Chelsea Clinton, una "niña mimada"

En un intercambio de correos en 2011, un colaborador de larga data de los Clinton se refiere a su hija, Chelsea Clinton, como una "niña mimada" que tenía una "falta de enfoque en su vida".

Doug Band envió a Podesta y Cheryl Mills, ayudante de Hillary Clinton, un correo acerca de su empresa de consultoría, Teneo, arremetiendo contra Chelsea Clinton.

"No merezco esto de ella y merezco un poco más de respeto o, al menos, un diálogo directo para que me explique estas cosas", escribió Band. "Está actuando como una niña malcriada que no tiene nada más que hacer que crear problemas para justificar lo que está haciendo porque, como dijo, no ha encontrado su camino y tiene una falta de enfoque en su vida".

La respuesta a 'Clinton Cash'

Los correos electrónicos también revelaron que Clinton quería responder con más fuerza al libro de 2015 que parecía conectar las acciones de la Fundación Clinton y las decisiones tomadas por el Departamento de Estado de Hillary Clinton.

Según un correo electrónico de otro colaborador cercano, Huma Abedin, Clinton quería hacer un video para responder a las alegaciones.

"Ella cree que tiene que hacer este video porque su integridad está siendo atacada y que es la única persona que puede decir que no (sic) tomar decisiones como secretaria de Estado en función del donante", escribió Abedin.

Abedin añadió: "No quiere continuar con la prensa haciéndole estas preguntas en Nevada y California, y si ella no hace el video, la situación continuará".

Periodistas que cubrían los eventos de Clinton trataron de lograr una respuesta de la ex secretaria de Estado sobre el libro. Inicialmente, su campaña había decidido no responder directamente a la acusación, dada la falta de cobertura sobre el libro. Una vez que eso comenzó a cambiar, Clinton tuvo que responder en entrevistas de televisión.