(CNN Money) - Kim Kardashian West fue robada a mano armada en el hotel en el que se hospedaba en París hace unos días y ahora asegura que también está siendo víctima de una página web.

La estrella de realities entabló una demanda en una corte federal de Nueva York contra MediaTakeOut.com y contra su fundador, Fred Mwangaguhunga, por los delitos de calumnia y difamación.

Según la demanda, MediaTakeOut publicó una serie de historias “en las que aseguraban, sin ninguna prueba, que Kardashian fingió el robo millonario de joyas, mintió sobre el asalto a mano armada y se inventó todo para reclamarle luego de manera fraudulenta una gran suma de dinero a su compañía de seguros”.

CNN contactó a MediaTakeOut y a Mwangaguhunga para obtener su versión al respecto.

Las historias de la página web iban desde la supuesta evidencia de que la celebridad fingió el robo, hasta las sospechas que la Policía francesa tendría de que Kardashian dejó entrar a los ladrones, pasando por el hecho de que si mintió sobre un robo que no existió y reclamó 5,6 millones de dólares de seguro es culpable de un delito federal. Todos los artículos que habían aparecido al respecto ya fueron eliminados del sitio.

La demanda es también la primera acción pública que lleva a cabo desde el atraco, momento a partir del cual Kardashian prefirió mantener un bajo perfil.

Pero no es la primera que ha entablado.

En el 2007, Kardashian demandó a la productora de porno Vivid Entertainment por distribuir sus ahora famosas grabaciones sexuales con un exnovio, el cantante Ray J. Cinco años después entabló otra demanda de 20 millones de dólares contra The Gap y Old Navy TV, por un comercial que realizaron en el que Kardashian se veía y modelaba como la estrella Melissa Molinaro.

Kardashian quiere llevar a juicio a MediaTakeOut. Los daños y perjuicios serían determinados en ese momento.

En 2014, Mwangaguhunga le dijo a Vice que un ejemplo de la “precisión de la historia de MediaTakeOut” fue un artículo publicado con imágenes de un desnudo del marido de Kardashian, el rapero Kayne West.