(CNN Español) - Jorge Batlle, último heredero de una dinastía de presidentes, murió este lunes en Uruguay a los 88 años.

Batlle estaba internado desde el 13 de octubre tras una caída en la que se golpeó la cabeza.

Fue presidente entre el 2000 y 2005, un periodo en el que tuvo que lidiar con una de las peores crisis económicas de la historia de Uruguay. En medio de fuerte presión, tuvo declaraciones polémicas por las que tuvo que retractarse después, como una en que dijo que los argentinos son ladrones.

Así como será recordado por la crisis, también lo será por haber empezado a sacar a Uruguay de ella. Durante su gobierno se negoció un canje de deuda que hoy es tomado como ejemplo de salida para gobierno, como el griego.

También durante su mandato, Uruguay instaló la Comisión de la Paz, como forma de intentar dejar atrás las heridas de la dictadura militar y empezar a averiguar el destino de los desaparecidos.

Fue el cuarto miembro de su familia en llegar a la presidencia: su padre, tío abuelo y bisabuelo fueron mandatarios también.

Fue el primer presidente tras el retorno a la democracia (1985) que fallece.

Con información de Darío Klein.