(CNN) - Hay una razón por la cual no se supone que debas dejar un vehículo sin vigilar en la mitad de las calles de Nueva York. Nunca sabes el valor de lo que hay allí.

Un hombre robó un balde de aluminio que estaba lleno de láminas de oro avaluadas en 1,6 millones de dólares de la parte trasera de un camión sin supervisión en el centro de Manhattan el pasado 29 de septiembre. El balde pesaba aproximadamente 40 kilogramos.

Una compañía de camiones blindados estaba recogiendo una encomienda y dejó abierta la parte trasera del vehículo en frente de la 48 West con calle 48 entre las avenidas 5 y 6 de Nueva York. Durante el tiempo que el camión permaneció solo el hombre pudo caminar hacia él y llevarse el preciado paquete.

En el video de vigilancia publicado por el Departamento de Policía de Nueva York, el hombre camina hacia el camión, agarra el balde y se marcha con él a plena luz del día. En principio parece solamente pasar por al pie del camión, pero luego se da cuenta del balde abandonado y se desvía para tomarlo.

El video muestra a dos hombres hablando mientras el sospechoso se fuga con el balde de oro. Ninguno parece notar que el oro desaparece.

En las imágenes puede verse al hombre luchar con el peso del balde.

La policía de Nueva York busca al ladrón. Lo describen como un hombre hispano de 1,68 metros, unos 68 kilogramos y entre 50 y 60 años.