(CNN) - Es una decisión dividida que podría salvar tu vida en un atentado: ¿huyes o te haces el muerto?

La respuesta, según la nueva dirección de la Oficina de Seguridad Nacional Contra el Terrorismo del Reino Unido (NACTSO, por sus iniciales en inglés), es correr o esconderte detrás de "ladrillos sólidos" o "paredes fuertemente reforzadas".

Lo cual con frialdad, podría sonar bastante intuitivo. Excepto que, para algunas de las personas que fueron alcanzadas en los recientes ataques de Bruselas, no lo era.

LEE: Tiroteo cerca de Washington deja al menos un congresista herido

Esta guía fue publicada después de los ataques de noviembre de 2015 en París en los que, según se dice, algunos se acostaron y permanecieron quietos, mientras los terroristas le disparaban indiscriminadamente a la multitud.

Si te llegaras a encontrar en medio de un ataque, el informe aconseja seguir tres principios:

1) Corre:

Identifica la ruta más segura y escapa si puedes. Insiste en que otros vayan contigo y dejar tus pertinencias atrás.

2) Escóndete:

Si no puedes correr, entonces escóndete. Trata de encontrar un escondite seguro, idealmente detrás de paredes fuertemente reforzadas. Y recuerda que las balas pueden atravesar el vidrio, la madera, el ladrillo y el metal. También asegúrate de que los teléfonos celulares estén en silencio.

3) Cuenta:

Una vez que puedas hacerlo, llama a la policía y dales tanta información como sea posible: ¿dónde están los sospechosos y cómo lucen? ¿Cuántas personas quedan dentro del edificio?

Saber qué hacer podría salvar tu vida y la de otros.

 

Nota del editor: Este texto fue publicado inicialmente en noviembre de 2015 tras los atentados de París.