(CNN) – Los más cercanos a ella la describen como una mujer inteligente, con mentalidad independiente e implacable.

Ahora Ivanka Trump se prepara para convertirse en una de las más influyentes –y poderosas– primeras hijas de la historia de Estados Unidos.

Como pocos otros en la órbita del presidente, Ivanka tiene ganado el oído y la confianza de su padre.

“Ella… tiene la gran capacidad de, tú sabes, hablar con él”, aseguró el hermano de Ivanka, Don Jr., en una entrevista con la periodista de CNN Gloria Borger. “Él confía en ella”, agregó.

Don Jr. y Eric Trump están entre los que hablaron con Borger para el reporte especial de CNN First Daughter: Ivanka Trump (Primera hija: Ivanka Trump). También participaron otras personas cercanas a ella y a la familia Trump para hablar de todos los asuntos: la consejera entrante del presidente, Kellyanne Conway; su cercana y vieja amiga, Maggie Cordish y el amigo de la familia y presidente del comité de inauguración Tom Barrack.

Una voz crucial

Conway, que fungió como gerente de la campaña de Donald Trump en los últimos meses de la carrera presidencial, describió la relación entre padre e hija como “impenetrable” y aseguró que Ivanka Trump fue una voz crucial durante las deliberaciones de campaña: desde insistirle para que actuara de manera más presidencial durante los meses difíciles de la candidatura hasta ayudarle a elegir a su compañero de fórmula.

“Ivanka Trump estaba en una posición muy única para poder aconsejarle a su padre qué compañero podría escoger para vicepresidente, porque ella sabe lo que Donald Trump espera”, aseguró Conway.

Esa influencia ahora será puesta al servicio de los asuntos que Ivanka defendió durante la campaña presidencial de su padre: ayudar a las madres trabajadoras implementando nuevas políticas federales de cuidado infantil y de licencia de maternidad. De hecho, ya empezó a formar una coalición de mujeres en el Congreso para poner en marcha esa agenda, con la bendición de su padre.

Tom Barrack, quien ha sido amigo del presidente por décadas, aseguró que la influencia de Ivanka se reduce a que no tiene ningún motivo oculto.

Ella siempre ha tenido una “voz especial” en la vida política y empresarial de su padre, explicó Barrack.

“No tiene una motivación diferente en estos asuntos que ‘Te estoy dando mi opinión porque te amo, papá, y quiero que seas exitoso, por eso debes oírme’”, indicó Barrack.

Durante una entrevista con CNN en julio pasado, Ivanka Trump aseguró que es “increíblemente sincera” sobre sus opiniones cuando habla con su padre.

Aún no se ha definido el rol formal que desempeñará Ivanka en la Casa Blanca, pero su esposo Jared Kushner será uno de los tres funcionarios más poderosos en el Ala Oeste. El presidente anunció oficialmente que Kushner se convertiría en un asesor principal, dirigiendo la nave junto al nuevo jefe de gabinete de la Casa Blanca, Reince Priebus, y el jefe de estrategias, Steve Bannon.

Kushner está preparado para ejercer una influencia pesada en la Casa Blanca, así como lo hizo durante la candidatura, cuando fue parte integral en la elaboración de la estrategia de campaña y en las decisiones clave de contratación y despido.

Como su esposa, Kushner sabe “cómo hablarle a mi padre”, señaló Don Jr.

La vida en Washington

Más allá de su matrimonio, buena parte de la influencia de Kushner está ligada a la sinergia de trabajo que disfruta con su esposa.

“Ellos realmente crean una fuerza para tener en cuenta”, sostuvo Eric Trump durante una entrevista con Borger, en la Torre Trump la semana pasada. “Son pensadores muy pragmáticos. Pasan mucho tiempo pensando, creando estrategias, tú sabes, planeando. Le dedican mucho tiempo al pensamiento de alto nivel. Y, ya sabes, se alimentan mutuamente. Sus personalidades verdaderamente se complementan la una a la otra”, añadió.

Kushner e Ivanka Trump ganaron experiencia durante años en los imperios de bienes raíces de sus respectivos padres en Nueva York. Mucho antes de la candidatura presidencial de 2016 que llevó a toda la familia a la política.

Ivanka está renunciando a sus cargos en la Organización Trump y a la gerencia de sus propias marcas homónimas para mudarse a Washington, un traslado que apuntan a calmar las preocupaciones sobre los conflictos de intereses relacionados con el rol que desempeñarán su padre y su esposo, pero que también podría sentar las bases para su adhesión a la Casa Blanca en una posición mucho más oficial.

Por ahora, esta madre de tres niños, dice que planea ayudar a sus hijos a acostumbrarse a su nueva vida en la capital de la nación.

Cordish, una amiga cercana desde hace más de 20 años, se refirió a Ivanka como una “madre feroz y entregada”, que ha trabajado muy duro para balancear su carrera ambiciosa con su papel de madre.

“Se levanta con ellos muy temprano cada mañana, para darles el desayuno y pasar tiempo con ellos. Y, después, ya sabes, los acuesta en la cama”, relató Cordish.

Sin embargo, Ivanka no necesita una posición oficial en la Casa Blanca para mantener su influencia, cuando su padre tome posesión. Lo que Trump más aprecia de su hija, aseguró Eric Trump, se resume en una palabra: “Lealtad”.

“Por años siempre hemos oído, ya sabes, que la industria de los bienes raíces es una de las más destructoras del mundo, ¿verdad? Es muy complicada”, explicó el hermano menor. “Nada comparado a la política”, concluyó.