(CNN Español) - La página web en español de la Casa Blanca no fue la única que desapareció, o quedó inaccesible, poco después de que Donald Trump juró como presidente 45 de Estados Unidos, el pasado viernes 20 de enero.

De la página oficial de la presidencia de ese país (www.whitehouse.gov) también desaparecieron todas las referencias al cambio climático y a los proyectos que buscaban combatir ese fenómeno, así como toda la información relacionada con las políticas para la comunidad LGBT de Estados Unidos.

Así luce la nueva página de la Casa Blanca.

Así luce la nueva página de la Casa Blanca.

Mientras Barack Obama fue presidente la página tuvo una sección dedicada al cambio climático, que incluía las estrategias de su gobierno para reducir las emisiones de carbono e impulsar la utilización de energías alternativas y renovables, entre otras cosas.

Toda esa información aparece ahora en la página web con el archivo de la administración Obama, a la que el viernes pasado migraron toda la información relacionada con sus políticas, programas y proyectos.

ayer

Ese sitio web presenta a profundidad los resultados del trabajo de Obama durante sus dos mandatos en cinco áreas: atención en salud, clima y energía, liderazgo estadounidense, progreso económico e igualdad y progreso social.

ayer-2

El apartado que tiene que ver con el clima y la energía comienza con la afirmación de que el hoy expresidente cree que “no existe una amenaza mayor para nuestros hijos, nuestro planeta y las generaciones futuras que el cambio climático”.

Y destaca que mientras estuvo en la Casa Blanca, Estados Unidos hizo más para combatirlo de lo que habían hecho los anteriores presidentes, al tiempo que la economía crecía. “De hecho (se lee), desde que se posesionó, las emisiones de carbono han disminuido un 9%, mientras la economía estadounidense creció más de un 10%”.

ayer3

Hoy, en la página web de la Casa Blanca no solo no aparece ninguna mención al cambio climático cuando se digitan en el buscador esas dos palabras, sino que en el apartado de los seis temas más importantes para el nuevo presidente, el primero recibe el nombre de An America First Energy Plan” (Un plan de energía de Estados Unidos primero).

hoy2

En el segundo de los siete párrafos en los que está resumida esa política se lee: “Durante mucho tiempo, nos hemos visto frenados por regulaciones engorrosas en la industria energética. El presidente Trump está comprometido a eliminar políticas dañinas e innecesarias como el Plan de Acción para el Clima y las Aguas de Estados Unidos. Levantar esas restricciones ayudará en gran medida a que los trabajadores estadounidenses aumenten sus salarios en más de 30.000 millones de dólares en los próximos siete años”.

“El gobierno (de Donald) Trump abrazará la revolución del petróleo de esquisto y el gas para darles empleo y prosperidad a millones de estadounidenses”, se lee más adelante, en el tercer párrafo.

Lee también: Petróleo, la política obvia de Trump

Desde que comenzó su campaña para llegar a la Casa Blanca, Trump ha repetido en varias ocasiones que no cree que las acciones del hombre hayan influido en el cambio climático, que según él fue creado por los chinos para que la producción de Estados Unidos no sea competitiva.

También ha dicho que suprimirá todos los gastos que se han hecho para luchar contra ese fenómeno pues son “un despilfarro”.

Además, en un hecho que preocupa a movimientos ambientalistas y ecológicos, Trump nombró a Rex Tillerson, exdirector ejecutivo (CEO) del gigante petrolero ExxonMobil, como secretario de Estado, y a Scott Pruitt, fiscal general de Oklahoma reconocido como negacionista del cambio climático, como director de la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA, por sus siglas en inglés).

En cuanto a la política para la comunidad LGBT, desde el viernes pasado tampoco aparece ningún resultado al digitar esa sigla en la página oficial de la Casa Blanca.