(CNNMoney) - El desempleo juvenil en la zona euro se ha atascado entre el 19% y el 25% durante los últimos ocho años. En España y Grecia, está por encima del 40%.

A modo de comparación, el desempleo juvenil en EE.UU. está por debajo del 10%.

Los sombríos números subrayan la batalla de muchos jóvenes europeos que se enfrentan a la búsqueda de un trabajo que se ajuste a sus aspiraciones y su educación.

La frustración se apodera de legiones de jóvenes. Muchos siguen viviendo en casa de sus padres, mientras que otros han tenido que dejar a su familia y su país en busca de trabajo.

Se cree que esta tendencia es el factor en el aumento del populismo en Europa, que ahora amenaza con hacer añicos la clase política. Una gran prueba llegará a finales de este mes, cuando Francia celebre la primera ronda de una elección nacional fundamental.

CNNMoney habló con jóvenes del sur de Europa para entender su situación:

Stelios Qerimaj, 23 años

País: Grecia; Desempleo juvenil: 48%

"No hay trabajo. Dondequiera que pregunto, me han dicho que hay personas que están siendo despedidas en lugar de contratadas", dijo Qerimaj, quien lleva buscando trabajo como mecánico de automóviles desde que completó su título de técnico hace dos años.

"Me gustan los coches mucho, tal vez demasiado. Esto es lo que siempre quise hacer", dijo.

"Durante los últimos dos años he tenido trabajos ocasionales. Durante el invierno, trabajo en la construcción cuando hay trabajo. En el verano, he estado trabajando como camarero... No es lo que quiero hacer, pero cuando no hay puestos de trabajo no puedes permitirte el lujo de ser exigente".

Qerimaj dijo que no espera encontrar trabajo en su sector en Grecia y está considerando la posibilidad de abandonar el país. Alrededor de la mitad de sus amigos tienen trabajos con un sueldo muy bajo, y la otra mitad tienen trabajos ocasionales como él, "tratando de hacer todo lo posible para salir adelante", dijo.

Blanca del Valle Ortiz, 25 años

País: España; Desempleo juvenil: 42%

"Después de pasar la crisis financiera, la gente dijo que habría más oportunidades para encontrar empleo. No creo que sea el caso para nada", dijo Del Valle Ortiz, quien recientemente renunció a su trabajo a tiempo parcial como camarera en Madrid para centrarse en encontrar trabajo como ingeniera ambiental.

Del Valle Ortiz se licenció en Ciencias Ambientales y estudió una maestría en Gestión de residuos en septiembre de 2016. Ahora pasa las horas enviando solicitudes de empleo. Incluso está considerando mudarse a Irlanda o Dinamarca para encontrar trabajo.

"Las empresas demandan demasiada experiencia previa para un trabajo de nivel principiante, pero no nos dan las oportunidades iniciales y no podemos entrar en el mercado de trabajo", dijo. "Están creando un círculo vicioso".

Edda Ferrara, 24 años

País: Italia; Desempleo juvenil: 35%

"Se me hace difícil aceptar que no trabajo", dijo Ferrara, quien se graduó en Enfermería hace un año y sueña con trabajar en la sala de emergencias de un hospital.

Ferrara dijo que la burocracia y el nepotismo hacen difícil para ella y sus amigos encontrar trabajo en Italia.

"Mi familia y yo hicimos tantos sacrificios para que pudiera titularme. Desafortunadamente, esto me empuja a querer salir de Italia".

Actualmente, Ferrera vive con sus padres y cuida de niños de forma ocasional.

"Solo una minoría de mis amigos trabajan en su campo de estudio", dijo. "Muchos de ellos trabajan en bares y restaurantes, claramente haciendo cosas totalmente diferentes a lo que estudiaron y originalmente se propusieron hacer".

Joao Lourenço, 24 años

País: Portugal; Desempleo juvenil: 25%

"Los empleadores no ven a los jóvenes como el futuro. Ellos no apuestan por los jóvenes", dijo Lourenço, quien a regañadientes comenzó su maestría en Ingeniería mecánica después de no poder encontrar un trabajo durante meses.

"Estoy buscando trabajo, pero no es fácil", dijo. "Quiero un reto. No quiero un trabajo sólo para obtener un sueldo... Quiero sentirme útil".

Lourenço, que vive con sus padres, dijo que los programas gubernamentales diseñados para ayudar a los jóvenes a conseguir un trabajo han provocado una caída de los salarios.

"Es imposible tener un buen sueldo en tu primer trabajo. Pagan cantidades ridículas, incluso para personas con grados en ingeniería", dijo.

Bamody Camara, 22 años

País: Francia; Desempleo juvenil: 24%

"Vengo de un barrio pobre (en las afueras de París). No hay nada para mí, excepto (trabajos) en limpieza o cosas por el estilo", dijo Camara, quien lleva buscando empleo a tiempo completo más de un año.

Camara dijo que está constantemente enviando solicitudes de empleo, pero nunca recibe respuesta. Sospecha que algunos reclutadores la evitan porque pueden ver que viene de una zona desfavorecida y asumir "que va a tener líos".

"Me gustaría tener las mismas oportunidades que todos", dijo. "Fui a la escuela, no puedo entender por qué no puedo tener éxito en la vida, mientras que otros pueden".