(CNN) - La italiana Emma Morano, quien era la persona más anciana del mundo, murió el sábado, de acuerdo con la agencia de noticias italiana ANSA. Morano murió en su hogar en la ciudad de Verbania, en el norte de Italia. Tenía 117 años.

Morano, quien nació el 29 de noviembre de 1899 en el Piamonte italiano, estaba convencida de que su longevidad se debía a una dieta basada en huevos crudos y a que terminó con un matrimonio abusivo mucho antes de que el divorcio fuera legal en su país.

A sus 117 años, Emmy Morano era la persona viva más anciana del mundo.

Morano celebró su cumpleaños 117 en noviembre de 2016 y era la única persona que se sabía que había vivido en tres siglos distintos.