(CNN) - El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo este miércoles que Kathy Griffin "debe estar avergonzada de si misma" por una foto que la actriz, comediante y presentadora se tomó sosteniendo lo que parecía ser la cabeza decapitada y ensangrentada del presidente.

"Mis hijos, especialmente mi hijo de 11 años, Barron, quedaron muy impactados con esto", tuiteó el presidente esta mañana. "¡Qué enfermo!".

Griffin enfrentó críticas inmediatamente después de que las fotografías fueran publicadas este martes. Los retratos fueron hechos por el fotógrafo de celebridades Tyler Shields, que es conocido por sus imágenes provocativas.

La comediante publicó una disculpa en Instagram por participar en la sesión y dijo que le había pedido al fotógrafo que retirara la foto y el video de la sesión.

"Fui muy lejos. La imagen es muy perturbadora. Entiendo que ofenda a la gente. No fue gracioso. Entiendo", afirmó.

"Ruego por su perdón. Fui demasiado lejos. Cometí un error y estuvo mal", añadió.

Antes de la declaración del presidente, su hijo Donald Trump Jr. calificó la imagen como "de mal gusto, pero no es sorprendente".

Chelsea Clinton, la hija de la rival en campaña de Trump, Hillary Clinton, dijo que era "vil y estaba mal".

"Nunca es gracioso bromear sobre matar a un presidente", escribió Chelsea Clinton en Twitter.

A Griffin la acusaron de incentivar la violencia contra el presidente.

"Obviamente no condono ningún tipo de violencia de mis fanáticos o de nadie, nunca", escribió Griffin en Twitter inicialmente. "Solo me estoy burlando del comandante de las burlas".

Su relación con CNN también ha sido cuestionada, pues la actriz es desde hace tiempo la copresentadora de la cobertura de Año Nuevo de la cadena.

CNN emitió un comunicado diciendo que Griffin no regresará para la cobertura.

Griffin ha sido una crítica verbal y abierta de Trump.

Fui muy lejos. La imagen es muy perturbadora. Entiendo que ofenda a la gente. No fue gracioso. Entiendo

Kathy Griffin