(CNN) - Corea del Norte asegura haber probado con éxito una bomba de hidrógeno, su sexta prueba nuclear y la primera desde que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, asumió el cargo. 

La prueba fue un "éxito perfecto" y el último paso en alcanzar "un estado de fuerza nuclear", anunció la presentadora de televisión Ri Chun Hee este domingo.

El reporte afirma que el arma fue diseñada para ser transportada en un misil balístico intercontinental, y sigue a dos exitosas pruebas de misiles de largo alcance realizadas en julio.

El líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, durante una visita al Instituto de Armas Nucleares del país, en una imagen dada a conocer el domingo.

Expertos dicen que es casi imposible verificar con certeza la afirmación de Pyongyang de que detonó una bomba de hidrógeno, también conocida como arma termonuclear.

NORSAR, un grupo con base en Noruega que observa las pruebas nucleares, dijo que se estima que la prueba norcoreana del domingo fue 10 veces más potente que las anteriores y que tenía una capacidad explosiva de 120 kilotones, mientras que, en comparación, la capacidad explosiva de la bomba nuclear lanzada por Estados Unidos en Hiroshima en 1945 se estimaba en 15 kilotones.

Por su parte, la Administración Meteorológica de Corea dijo que se estimaba que la prueba nuclear norcoreana tuvo una potencia de 50 kilotones.

"La capacidad de explosión de la sexta prueba nuclear fue de 50 kilotones. La quinta prueba nuclear fue de 10 kilotones y la cuarta, de entre 4 y 6 kilotones", dijo a CNN un funcionario de la dependencia.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, reaccionó en Twitter a la "prueba nuclear mayor" de Corea del Norte y dijo que las acciones y palabras de este país "continúan siendo muy hostiles y peligrosas para Estados Unidos".

Dijo también que "Corea del Norte es una nación rebelde que se ha vuelto una gran amenaza y una vergüenza para China, que está tratando de ayudar pero con poco éxito".

En otro tuit, dijo que "Corea del Sur se está dando cuenta, como ya les había dicho, que sus conversaciones para apaciguar a Corea del Norte no funcionarán, ¡ellos solo entienden una cosa!".

Alerta en Corea del Sur

Corea del Sur discutió medidas para desplegar los activos militares tácticos más poderos de Estados Unidos, parte de la alianza entre ambos países, para mostrar la capacidad de su ejército para neutralizar los misiles y las instalaciones nucleares de Corea del Norte, de acuerdo con el asesor en jefe de seguridad de la presidencia surcoreana, Chung Eui-yong.

"Durante la reunión, decidimos discutir las medidas para desplegar los activos militares estadounidenses más poderosos que tiene el ejército de Estados Unidos en línea con la alianza EE.UU.-Corea del Sur y demostrar nuestra capacidad de impacto para neutralizar los misiles e instalaciones nucleares de Corea del Norte", dijo tras una reunión del consejo de seguridad nacional encabezado por el presidente Moon Jae-in.

Condenas china y rusa

China condenó con fuerza el domingo la prueba de una bomba de hidrógeno hecha por Corea del Norte y urgió a Pyongyang a "dejar de tomar acciones equivocadas".

"China trabajará con la comunidad internacional para implementar en su totalidad las resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas sobre la República Democrática Popular de Corea, promover con resolución la meta de la desnuclearización de la península y mantener firmemente la paz y la estabilidad de la península", dijo el Ministerio de Exteriores de China en un comunicado en su sitio web.

En tanto, el Ministerio de Exteriores ruso dijo que la prueba nuclear norcoreana merece la "mayor condena".

Las acciones de Corea del Norte significan "una seria amenaza a la paz y la seguridad de la península coreana y en toda la región", dijo en un comunicado.

"Continuar por esa misma línea traerá serias consecuencias para la propia República Democrática Popular de Corea".

En tanto, Naciones Unidas condenó en un comunicado la nueva prueba nuclear y dijo que "este acto es otro serio rompimiento de las obligaciones internacionales de la República Democrática Popular de Corea y mina los esfuerzos internacionales de desarme y no proliferación", de acuerdo con Stephane Dujarric, portavoz del secretario general de Naciones Unidas.

Asimismo, la representación de Estados Unidos en la ONU informó que el lunes se realizará una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad en respuesta a la prueba nuclear norcoreana. La reunión fue solicitada por los representantes de EE.UU., Japón, Francia, Reino Unido y Corea del Sur.

El programa de armas de Corea del Norte ha estado progresando a un ritmo acelerado bajo el líder Kim Jong-un.

El país probó dos armas nucleares el año pasado. Voló un misil sobre Japón la semana pasada, lo que provocó la condena internacional. Estados Unidos y sus aliados respondieron enviando aviones de combate y bombarderos sobre la Península Coreana en una operación.