(CNN) - El príncipe Jorge llegó el jueves para su primer día de escuela con su padre el príncipe William, pero la enfermedad impidió que su madre se uniera a ellos.

La duquesa de Cambridge está sufriendo de hiperemesis gravídica, que implica náuseas y vómitos más severos que las típicas náuseas matinales que muchas mujeres sufren durante el embarazo temprano.

Este martes se anunció que la pareja real espera un tercer hijo.

Pero fue Jorge quien tomó el centro del escenario el jueves. Viéndose muy poco impresionado, el joven príncipe, de 4 años de edad, se aferró a la mano de su padre mientras se dirigía a Thomas's Battersea, una escuela independiente privada en el sur de Londres, que cuesta 23.000 dólares al año.

Usando su uniforme color azul marino, George estrechó la mano con la directora de primaria, Helen Haslam, antes de entrar en la instalación.

La nueva escuela del príncipe ha sido descrita como "una escuela grande, agitada y ligeramente caótica para padres cosmopolitas que quieren que sus hijos tengan la mejor educación inglesa que el dinero pueda comprar", según la Guía de Buenas Escuelas del Reino Unido.

Jorge es el hijo mayor de la pareja real. También tienen una hija de dos años, la princesa Charlotte.

La duquesa estaba embarazada de sólo unas semanas con el príncipe Jorge en 2012, cuando tuvo que ser hospitalizada por la misma enfermedad, lo que llevó a un anuncio temprano. Durante su segundo embarazo, fue atendida en el Palacio de Kensington.