(CNN) - El huracán Irma pudo haber pasado, pero los días de oscuridad y devastación hasta ahora están empezando en la Florida.

Los residentes podrían pasar días y días sin electricidad luego de que el ciclón arrancara techos, árboles y líneas de electricidad, dejando a 4,4 millones de clientes sin el servicio eléctrico en todo el estado y con altas temperaturas, según las autoridades.

“Las temperaturas estarán alrededor de 90 grados Fahrenheit (hasta 32ºC), especialmente en el centro y el sur de la Florida por los próximos días”, dijo Taylor Ward, meteorólogo de CNN. “La alta humedad hará que la temperatura se sienta entre 32ºC y 35ºC grados. Aunque no está por encima de lo normal, es de hecho cálido y húmedo, lo que es incómodo sin electricidad”.

Antes de tocar tierra en los Cayos de la Florida, el huracán mató a 38 personas en las islas del Caribe. Al menos 17 muertes han sido reportadas como relacionadas con la tormenta en suelo estadounidense, según las autoridades.

Mientras Irma se fue de la Florida y se desplazaba hacia el suroeste esta semana, dejó sin energía eléctrica varios estados como Georgia, Alabama, Carolina del Sur y Carolina del Norte. Con temperaturas sofocantes, el restablecimiento de la energía es crucial, dijo el gobernador de la Florida, Rick Scott.

“Luego de visitar los refugios esta semana y hablar con las personas que fueron evacuadas por el huracán Irma, lo primero que escuché de las familias es que quieren la energía eléctrica de vuelta”, dijo Scott.

Los clientes que perdieron el servicio de electricidad en el lado este de la Florida al parecer tendrán restaurado el servicio esta semana debido a que menos postes eléctricos cayeron durante la tormenta que en otras partes del estado, informó este martes la compañía Florida Power & Light (FPL).

Los clientes de la costa oeste del estado, donde el huracán tocó tierra, podrían recuperar la electricidad solo hasta el 22 de septiembre, según la compañía.

La empresa se está enfocando primero en restaurar la energía en escuelas, hospitales y otras infraestructuras críticas.

“Mientras la FPL ha invertido cerca de 3.000 millones de dólares para construir una red energética más fuerte y más inteligente, con esta poderosa tormenta los clientes deben prepararse para potenciales interrupciones del servicio de energía” dijo la compañía.

Y mientras los residentes de la Florida han regresado a sus casas de los centros de evacuación para evaluar los daños causados por las tormentas, algunos están implorando a las compañías de servicios en trabajar más rápido para restaurar la energía.

Los Estados más afectados por el huracán Irma son:

– Florida: cerca de 4,4 millones de usuarios están si energía eléctrica en todo el Estado, incluyendo hogares, organizaciones y negocios.

– Georgia: Casi 700.000 clientes están en la oscuridad, según las compañías Georgia Power y Georgia EMC.

– Carolina del Sur: Casi 55.000 clientes no tienen energía, según Duke Energy y SCE&G.

– Carolina del Norte: Más de 29.000 clientes no tienen electricidad, según Duke Energy.

– Alabama: Más de 7.000 mil clientes no tienen energía, de acuerdo con Alabama Power.