(CNN) - El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, se marchó este domingo del partido de fútbol americano entre los Indianapolis Colts y los San Francisco 49ers luego de que varios jugadores se arrodillaran durante la entonación del himno nacional, y dijo que no quería "dignificar" el evento.

"Me fui del juego de los Colts de hoy porque @POTUS y yo no dignificaremos ningún evento que falte al respeto a nuestros soldados, nuestra Bandera o nuestro Himno", escribió Pence en Twitter usando POTUS, el nombre que identifica al presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

El presidente Trump tuiteó posteriormente que él le había pedido a Pence dejar el estadio.

"le pedí al @VP Pence abandonar el estadio si algún jugador se arrodillaba, faltando el respeto a nuestro país. Estoy orgullos de él y de @SecondLady Karen", tuiteó Trump.
Pence, exgobernador de India, publicó más temprano una fotografía de él y su esposa Karen Pence en el estadio de Indianapolis.

Después de irse, Pence publicó otra fotografía en la que se le ve a él y su esposa de pie durante el himno en el juego del domingo.

El vicepresidente Mike Pence y su esposa durante la entonación del himno estadounidense.

El portavoz de la NFL Joe Lockhart dijo que la liga no tenía comentarios sobre las acciones del vicepresidente.

Un asesor del vicepresidente le dijo a reporteros que Pence abandonó el juego después de que varios jugadores de los 49ers se arrodillaran durante el himno.

Arrodillarse durante el himno se volvió popular gracias al mariscal de campo Colin Kaepernick, quien dijo que se trataba de una protesta por la justicia racial.

Trump ha criticado esta forma de protesta diciendo que falta al respeto a la bandera y a los veteranos. Él ha tuiteado repetidamente sobre el asunto, incluyendo un llamado a boicotear la liga a menos que esta tome medidas contra los jugadores que protestan.