(CNN) - Ivanka Trump entró al debate sobre la inmigración este lunes, diciendo que el destino de los inmigrantes que están cubiertos por el Deferred Action for Childhood Arrivals (programa de acción diferida para llegadas en la infancia o DACA, por sus siglas en inglés) es un “tema muy complicado”.

“Tienes la cuestión de los "soñadores": 800.000 jóvenes, la mayoría de los cuales tienen menos de 25 años, la mayoría de los cuales son mujeres. ¿Qué papel deberían jugar los soñadores en la futura fuerza laboral?”, le preguntó a Trump la moderadora Nina Easton durante un panel en la Cumbre de las Mujeres más Poderosas de la revista Fortune.

“Este es un tema muy complicado que necesita un arreglo en el Congreso a largo plazo”, dijo, provocando murmullos de la audiencia, que incluía a líderes femeninas de varios sectores, como Diane Von Furstenberg y Sheryl Sandberg.

La respuesta de este lunes representa la primera vez que Ivanka Trump aborda el tema de la inmigración desde que su padre se posesionó como presidente. Usualmente, ella opta por mantenerse al margen de temas políticos controvertidos.

LEE: Trump acabaría definitivamente con DACA: ¿qué pasará ahora con estos jóvenes?

Ivanka Trump.

A principios de septiembre pasado, Trump anunció que terminaría el programa DACA, de la era de Barack Obama, que protege de la deportación a los llamados dreamers o "soñadores", inmigrantes indocumentados que llegaron siendo niños a Estados Unidos. Sin embargo, le dio al Congreso un periodo de seis meses para hacer que el programa sea permanente.

La hija mayor de Trump y asesora principal del presidente repitió las declaraciones públicas de su padre sobre el futuro del DACA y pidió al Congreso que actúe al respecto.

“Personalmente, soy de la opinión del presidente de que debemos encontrar una buena solución que proteja a estas personas inocentes, muchas de la cuales fueron traídas a este país siendo niños. Debe haber un arreglo a largo plazo y no puede ser dado a nivel presidencial a través de otro decreto ejecutivo que puede ser rescindido por otro gobierno”, dijo Ivanka Trump.

Este domingo en la noche, la Casa Blanca publicó una agresiva lista de prioridades para alcanzar un acuerdo sobre el DACA, que incluyen medidas que fortalezcan la seguridad en la frontera y el cumplimiento de las leyes inmigratorias.

“Nuestro sistema es deficiente y no está equipado para manejar los desafíos, y nuestro programa de visas es profundamente defectuoso. No estamos reteniendo a los mejores talentos para los trabajos que necesitamos y es fundamental que eso sea revisado”, dijo la hija del presidente.

MIRA: El final del DACA afectaría no solo a los indocumentados

Trump fue a la cumbre para hablar sobre el desarrollo de la fuerza laboral y el futuro del trabajo. Y dijo que el entrenamiento basado en habilidades era una “enorme prioridad” del gobierno de su padre.

Además, destacó la falta de cuidado infantil asequible como algo “enormemente prohibitivo para las mujeres en la fuerza de trabajo”, y dijo que está trabajando para enfrentar ese problema, presionando por una reforma a los impuestos junto con el gobierno.

La hija del presidente ha hecho del desarrollo de la fuerza de trabajo un componente clave de su portafolio en el Ala Oeste de la Casa Blanca, que incluye el empoderamiento económico de las mujeres, acabar con el tráfico de personas y promover la educación en ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas, así como en ciencias informáticas.

Tal Kopan, de CNN, contribuyó con este artículo.