(CNN Español) - Aunque las mujeres han avanzado mucho en el objetivo de equipararse a los hombres en el mundo corporativo, y concretamente en el tema de ocupar puestos directivos en esas corporaciones, parece evidente que existe un importante recorrido por delante.

Solo un 6,4% de los presidentes de las principales 500 empresas de Estados Unidos son mujeres. De eso he hablado esta semana con María José Álvarez, presidenta del Grupo Eulen, una de las mayores empresas de servicios de Europa, que emplea a 90.000 personas en 14 países, incluyendo varios de nuestra región y Estados Unidos.

María José tiene claro desde luego que el esfuerzo y el vencer resistencias “—con independencia de que sean razonables o no"—, han sido lo que la ha ayudado a ella a estar donde está, pero el cambio de cultura de lo que es esperable de una mujer y un hombre es claramente un componente importante que debe ser modificado: “Al hombre ‘el valor se le supone’, y sin embargo la mujer tiene que estar demostrándolo 24 horas al día 7 días a la semana”, dice.

Es ciertamente injusto, pero hoy por hoy es así.

La educación, la familia, son las fuentes de confianza o falta de confianza, y por eso todo lo que viene de esos entornos es fundamental. Y, claro, luego parece evidente que el Estado tiene que hacer su papel, que en ocasiones tiene que ver con asumir sus responsabilidades y no cargar las mismas sobre los hombros de las corporaciones.

De todo eso y mucho más, incluidos algunos aspectos muy personales de la carrera de Álvarez, hemos hablado en un GloboEconomía, que espero que os resulte interesante.

No te pierdas el programa este sábado a las 7:30 pm ET y el domingo a la 1:30 pm ET