La campaña presidencial de Trump y el fundador de WikiLeaks, Julian Assange están dentro de los demandados.

(CNN) - El Comité Nacional Demócrata demandó a varias personas y organizaciones que afirman que habrían interferido en la campaña presidencial de 2016.

Entre ellos, a la campaña del presidente Donald Trump, a varios de los altos consejos que asistieron a la reunión de junio de 2016 en la Torre Trump, a Rusia, al fundador de WikiLeaks, Julian Assange; al confidente de Donald Trump, Roger Stone, al exconsejero de campaña George Papadopoulos, entre otros, alegando un gran crimen organizado y conspiración fraudulenta que perjudicaron a los demócratas a través de la publicación de correos internos a través de WikiLeaks.

La campaña presidencial de Trump y el fundador de WikiLeaks, Julian Assange están dentro de los demandados.

La demanda de 66 páginas fue radicada en una corte federal de Manhattan este viernes. En ella se establece cómo los Trump se habrían mostrado favorables hacia Rusia a través de su negocio familiar, y luego Rusia trabajó con los asesores de Trump antes de las elecciones presidenciales para diseminar el botín de un ataque cibernético del Comité Nacional Demócrata (DNC).

El Partido Demócrata dice que la conspiración y el hackeo afectó su relación con los votantes, afectó las donaciones, interrumpió su convención política y sometió a sus empleados al hostigamiento.

La demanda describe casi todas las comunicaciones conocidas entre los asesores de Trump y los rusos.

The Washington Post reportó primero la noticia de la demanda.