La madre de alquiler tenía derecho a decidir

(CNN) – Ninguna historia puede ilustrar mejor los dispares puntos de vista morales que se pueden encontrar en Estados Unidos sobre el aborto, la paternidad y la libertad personal que la historia de Crystal Kelley, la madre de alquiler a la que los padres que le contrataron ofrecieron 10.000 dólares para que abortara el feto