El joven boliviano que construyó su propia mano

Leonardo Viscarra nació sin su mano izquierda debido a un defecto congénito. Años de desprecio y acoso escolar lo llevaron a construir una mano biónica.