La epidemia del acoso sexual en las universidades

Las instituciones de aprendizaje, como lo son las universidadesm deben ser centros sagrados, donde el estudiante ha de sentirse seguro y libre. No debe haber espacio para la intimidación, la explotación, el acoso sexual... pero tristemente la realidad es otra.