CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery

easyJet probará un sistema para detectar nubes de ceniza

Por Juan Andrés Muñoz

La aerolínea británica de bajo presupuesto easyJet planea probar un sistema de detección de ceniza volcánica en una aeronave de investigación.

La compañía tiene previsto utilizar el llamado Identificador y Detector de Objetos Volcánicos en el Aire (AVOID, por sus siglas en inglés) en un vuelo este sábado a través de las cenizas expulsadas por el volcán islandés Grimsvotn, que ha causado alteraciones en el tráfico aéreo europeo.

El sistema AVOID usa tecnología de cámaras infrarrojas para detectar la ceniza en la atmósfera a una distancia de 100 kilómetros, según Fred Prata, del Instituto Noruego de Investigación Aérea, que desarrolló el producto.

La ceniza volcánica, que está compuesta de rocas, minerales y cristal volcánico, es un serio peligro para los aviones, ya que reduce la visibilidad, daña los controles de vuelo y puede llegar a provocar fallos en el motor.

El prototipo AVOID consta de un cilindro de 80 centímetros de largo por 40 de diámetro que se monta en el ala del avión. Los datos captados por los sensores infrarrojos se envían a los pilotos y a los centros de control de vuelo, lo que permite al personal de tierra construir un detallado mapa de la ceniza atmosférica en tres dimensiones, según easyJet.

Prata dice que esta tecnología «se utiliza en satélites desde hace 25 años, pero mientras que en ese caso miran hacia abajo, esta funciona horizontalmente. A una altitud de crucero, no hay límite de distancia para detectar la ceniza».

No obstante, Prata cuenta que el sistema tiene sus limitaciones. Por ejemplo, no funciona tan bien cuando hay vapor de agua en la atmósfera, un problema muy común en altitudes de crucero.