Fallece la Premio Nobel africana Wangari Maathai

La keniana Wangari Maathai, la primera mujer de Africa que recibió un Premio Nobel de la Paz, falleció este lunes a los 71 años víctima de un cáncer.

"Con gran pesar el Movimiento Cinturón Verde anuncia la muerte de su fundadora y presidenta, la profesora Wangari Muta Maathai, tras una larga batalla que supo llevar con valentía", dijo su organización.

Maathai fue una ecologista que libró una larga campaña por los derechos humanos y en favor de los más pobres de Africa.

Hace más de 30 años, fundó el Movimiento Cinturón Verde, una campaña de plantación de árboles para combatir la deforestación y dar a los pobladores locales, sobre todo mujeres y niños, el acceso a recursos como madera para cocinar y agua corriente. Desde entonces han plantado más de 40 millones de árboles.

En 2004, fue galardonada con el Premio Nobel de la Paz por su labor para promover el desarrollo sostenible, la paz y la democracia. Fue la primera mujer del continente en ganar el Premio Nobel.

"Su partida es inoportuna y una gran pérdida para todos nuestros que la conocíamos como madre, pariente, compañera de trabajo, colega, modelo y herína, o aquellos que admiraban su empeño de convertir el mundo en un lugar pacífico, sano y mejor para todos nosotros", dijo Karanja Njoroge, director ejecutiva del Movimiento Cinturón Verde.

Nacida en Nyeri, Kenya, el 1 de abril de 1940, Maathai dejó una gran huella en su vida.

Fue la primera mujer del este y centro de Africa en obtener un doctorado. En diciembre de 2002, fue elegida al parlamento de Kenya con el 98% de los votos.

La revista Time le rindió homenaje en 2005 como una de las 100 personas más influyentes del mundo, y Forbes la incluyó en la lista de 100 mujeres más poderosas del mundo.

En abril de 2006, Francia le otorgó su máxima condecoración: la Legión de Honor.

El presidente de Kenya, Mwai Kibaki, la llamó un "ícono global que dejó una huella indeleble en el mundo de la conservación del medio ambiente".