CNNEarrow-downclosecomment-02commentglobeplaylistsearchsocial-facebooksocial-googleplussocial-instagramsocial-linkedinsocial-mailsocial-moresocial-twittersocial-whatsapp-01social-whatsapptimestamptype-audiotype-gallery
México

La tormenta tropical Rina disminuye su fuerza a su paso por Cancún

Por CNN en Español

(CNN) — Una debilitada tormenta tropical Rina afectó la zona hotelera de la Península de Yucatán este viernes, mientras perdía la mayor parte de su fuerza. La tormenta llegó al área de la Riviera Maya con vientos máximos sostenidos de 85 kilómetros por hora, de acuerdo con el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

Rina dejará entre siete y 15 centímetros de lluvia en la zona este de la península y Cozumel a lo largo de este viernes; algunas partes aisladas recibirán hasta 25 centímetros de lluvia, de acuerdo con el Centro, con base en Miami.

Se espera que la marea suba alrededor de 60 centímetros por arriba de lo normal a lo largo de la costa y que «esté acompañada de largas y grandes olas», según los pronósticos.

El ojo de Rina estaba a 24 kilómetros al oeste-noroeste de Cancún, al sur de México, este viernes por la mañana.

«El movimiento general se espera que continúe durante las próximas 12 horas», según el Centro. «Rina podría comenzar después a girar hacia el noroeste del Mar Caribe y permanecer ahí por pocos días».

Se espera que Rina se disperse en las próximas 48 horas.

publicidad

Las autoridades tomaron numerosas medidas de precaución ante la tormenta, mientras que varios empresarios de Cancún cerraron sus negocios.

«Primero pensamos: ‘estamos varados en Cancún, pero podría ser peor'», dijo Amelie Javis, una turista de Canadá. «Luego notamos que todo estaba cerrado. No sé qué vamos a hacer».

Miles de personas fueron evacuadas de islas y zonas costeras, a la vez que la pesca fue prohibida y se instalaron varios refugios.

Los evacuados incluyen cerca de 50,000 residentes del estado de Quintana Roo, donde se encuentran los destinos turísticos de Cancún y Cozumel, debido a que sus hogares eran considerados «vulnerables», dijo Juan Gabriel Granados, director de Operaciones de Protección Civil. La mayoría se trasladó al interior del estado, a las casas de familiares y amigos, añadió.

«Estamos pidiéndole tanto a residentes como a turistas que se mantengan en calma», dijo Granados. «El gobierno local y estatal están preparados».